Recibe nuestras notificaciones con las noticias más importantes al momento.
Ver ahora

Cortes de agua en la Ciudad de México: todo lo que necesitas saber

Los cortes de agua en la CDMX: ¿Cuáles son las nuevas fechas? ¿Por qué se hacen? ¿Qué logran? ¿Cómo prepararse para afrontarlos?
octubre 25, 2018

Los cortes de agua paralizarán la Ciudad de México esta semana. Pero ¿Cuáles son las nuevas fechas de los cortes? ¿Por qué se hacen? ¿Qué logran? ¿Y cómo prepararse para afrontarlos?

Desde las 05:00 de la mañana del miércoles 31 de octubre hasta las 05:00 de la mañana del domingo 4 de noviembre, no habrá una sola gota de agua en cuatro delegaciones de la Ciudad de México. El acueducto que suministra el 25% del agua a toda la Ciudad de México se detendrá y los depósitos se vaciarán completamente.

Así, el 1, 2 y 3 de noviembre no habrá una sola gota de agua vía red en la Ciudad de México.

¿Por qué se cortará el agua en la Ciudad de México?

Alrededor de 6.5 millones de personas, es decir el 45% de los que habitan en la Ciudad de México, no tendrán agua desde el 31 de octubre al 4 de noviembre próximos. Por la lentitud en el restablecimiento, algunas zonas no tendrán servicio de agua hasta el 8 de noviembre.

Este corte se suma a los dos anteriores cortes que ha habido, este año, en la CDMX. En efecto, en lo que va del 2018 dos cortes de agua han paralizado las actividades normales de la capital mexicana. El primer corte se dio entre los días 20 y 23 de septiembre por obras de mantenimiento en el Acueducto Ramal Tláhuac. El segundo fue del 2 al 5 de octubre y se debió a trabajos de mantenimiento en la Planta Fierro Manganeso.

Miles de familias de la CDMX comienzan a comprar tambos y cubetas para apartar agua ante el recorte al suministro que se prolongará varios días en el puente de Día de Muertos.

Ahora, el próximo corte será del 31 de octubre al 3 de noviembre (siendo, también, el más severo y largo). Esta contingencia dejará sin agua a los capitalinos por cerca de una semana. El corte se debe a las obras de mantenimiento en el Sistema Cutzamala. Así lo señaló Ramón Aguirre, director del Sistema de Aguas de la CDMX.

“La Comisión Nacional del Agua requiere hacer unos trabajos para darle una mayor redundancia al Acueducto Cutzamala. Implica unos trabajos que requieren 96 horas de suspensión del acueducto que son cuatro días. Es la primera vez que tenemos un anuncio de 96 horas al 100%”

Los trabajos en cuestión consisten en cambiar 4 tubos del acueducto que miden, cada uno, 72 kilómetros por siete metros de longitud y que pesan 27 toneladas. Estos monstruosos tubos serán colocados por 300 personas trabajando simultáneamente durante cuatro días.

Habrá recortes de 50% en el suministro de agua  en 59 colonias de la Ciudad de México por trabajos de desvío de tuberías (Fuente: pixabay).

También se implementará una segunda línea de alta presión para ayudar al suministro de agua en la Ciudad de México. Hasta ahorita, solamente hay una línea de alta presión que debe bombear el agua desde una altura de mil 600 metros sobre el nivel del mar hasta los 2 mil 702 metros en los que se encuentra la Ciudad de México.

Al instalar una segunda línea de alta presión para distribuir agua en la CDMX, no se tendrán que hacer cortes tan drásticos al agua cuando se necesiten reparaciones.

¿Qué colonias afectará este corte?

En total, habrá casi 500 colonias afectadas en 13 alcaldías de la Ciudad de México. 4 de estas alcaldías tendrán un corte total y otras 9 tendrán cortes parciales.

El corte de agua en la CDMX 2018 será del 100 por ciento en las alcaldías Miguel Hidalgo, Cuajimalpa, Cuauhtémoc y Álvaro Obregón; por lo que 172 colonias no contarán con el servicio, según información del Sistema de Aguas de la Ciudad.

Mientras que las alcaldías de Azcapotzalco, Benito Juárez, Magdalena Contreras, Tlalpan, Coyoacán, Venustiano Carranza, Iztacalco, Iztapalapa y Tláhuac sumarán 310 colonias con reducción del suministro.

Para revisar la lista completa de colonias afectadas, pueden entrar al siguiente link:

¿Cuándo se restablecerá el suministro normal de agua en la Ciudad de México?

Gobierno capitalino tomará el desabasto del agua como una situación de emergencia, dijo José Ramón Amieva. (Twitter, @carem13)

Normalmente, el corte de agua concluye el domingo 4 de noviembre a las 05:00 horas de la mañana. Sin embargo, el restablecimiento de agua no será inmediato. Así lo explicó Aguirre:

“No va a ser un servicio normal porque vamos a encontrar una red seca. Entonces va a tomarnos por lo menos tres, cuatro días ir cada día mejorando el servicio”

Como es evidente, las alcaldías que estén situadas más cerca del sistema Cutzamala tendrán un restablecimiento más rápido del suministro de agua. Aún así, Cuajimalpa, Miguel Hidalgo, Magdalena Contreras, la parte alta de Tlalpan y Coyoacán tendrán que esperar hasta el 5 de noviembre para tener agua de manera regular.

En cambio, las delegaciones Cuauhtémoc, Benito Juárez, Iztacalco, Azcapotzalco, Venustiano Carranza e Iztapalapa tardarán más en restablecer el suministro normal. Algunas zonas, incluso, podrían no tener agua hasta el 8 de noviembre.

¿Habrá suspensión de clases por los recortes de agua?

El corte de agua provocará un cambio en la rutina de todos los capitalinos. Para empezar, la La Secretaría de Educación Pública (SEP) suspenderá clases desde el 31 de octubre hasta el jueves 1 de noviembre, por la escasez de agua.

Esto se suma, por supuesto al 2 de noviembre que es también día feriado de acuerdo al calendario regular de la SEP. La decisión se tomó a solicitud de la propia comunidad escolar y de los alcaldes y la intención es proteger la salud de los estudiantes ante la posibilidad de la escasez de agua en esos días.

La Autoridad Educativa de la Ciudad de México administra 4 mil 300 escuelas públicas con un total de un millón 300 mil alumnos de educación básica (inicial, preescolar, primaria, secundaria y especial).

En el caso de las escuelas particulares, cada una de ellas decidirá la suspensión de clases de acuerdo a sus necesidades y a la posibilidad de garantizar el agua para su estudiantado, la plantilla docente y sus trabajadores en general teniendo siempre en cuenta la salud de los afectados.

¿Qué medidas podemos tomar para prevenir la escasez de esos días?

Según el portal Código Espagueti y las recomendaciones de la Comisión Nacional de Agua (Conagua) y el gobierno de la ciudad estos son los diez puntos esenciales para hacer frente a la escasez de agua en la CDMX:

  • Llena a su máxima capacidad cisternas, tanques o tinacos, así como recipientes de plástico o vidrio, previamente limpios y desinfectados. Además, coloca los
  • recipientes de agua lejos de los rayos solares y de productos químicos.
  • Tapa los recipientes completamente para que no estén expuestos evitando que se conviertan en criaderos de mosquitos.
  • Verifica que no existan fugas en ninguno de tus contenedores.
  • Procura tomar duchas de cinco minutos y cierra la llave mientras te enjabonas.
  • Cuando te laves los dientes utiliza un vaso con agua.
  • Cierra la llave mientras te lavas las manos.
  • Evita lavar ropa. De hacerlo, reutiliza el agua jabonosa para escusados o aseos domésticos.
  • Coloca una botella con arena dentro de la caja del escusado.
  • Lava frutas y verduras en un recipiente con agua y reutiliza el líquido para regar las plantas o el jardín.
  • En caso de que se presenten lluvias, procura captar el agua colocando cubetas y baldes, para utilizarla en la limpieza de la casa.

Además, se recomienda mantener ciertas medidas de higiene para prevenir mayores afectaciones y problemas de salud:

  • Reservar agua en recipientes limpios y con tapa.
  • Mantener tapado el recipiente de agua potable en un lugar limpio y elevado.
  • Separar el agua para consumo humano de la que se destinará para otros fines.
  • Impedir que cualquier persona meta las manos en el recipiente o beba directamente del mismo
  • Evitar el uso de plaguicidas o agentes químicos cerca de una fuente de agua y permanecer alejados de aguas residuales, sobre todo las procedentes de las letrinas
  • Si el agua no está limpia se puede purificar al hervirla, filtrarla o al añadirle cloro. Esta última medida es recomendable para las zonas rurales que no cuentan con otra posibilidad para limpiar el agua.

¿Este megacorte basta para resolver el problema del agua en la Ciudad de México?

El problema del agua en la Ciudad de México es bastante viejo y se seguirá agravando con el tiempo. La ciudad se construyó sobre una amplia y compleja red de lagos. Por supuesto, no podía permanecer siempre con la misma superficie. Y, para ganarle terreno al agua, se comenzaron a implementar rellenos de tierra y chinampas creadas con balsas de barro y caña.

Pero el balance ecológico de una población que oscilaba en los 300 mil habitantes no duró mucho. Cuando llegaron los conquistadores españoles a Tenochtitlán, la relación de la urbe con el agua cambió radicalmente.

Desde entonces, los problemas de agua en la Ciudad de México se han agravado con el crecimiento desmedido de la mancha urbana, el crecimiento demográfico con enorme densidad de población y la creciente demanda de agua.

La CDMX está ubicada a más de 2200 metros arriba del nivel del mar -por lo cual es muy difícil transportar agua hacia la urbe-, los mantos acuíferos están sobreexplotados y no alcanza el agua pluvial (ineficientemente recuperada) para suministrar líquido vital a la creciente población.

Es por eso que la Ciudad de México importa el 40% del agua que consume de lugares lejanos. Y, en el trayecto de más de 10 mil kilómetros, desperdicia el 40% del agua que importa. Para bombear esta agua se gasta, además, la misma cantidad de energía que la que alimenta toda la ciudad de Puebla.

El corte es necesario para ingresar una pieza clave que evitará que en el futuro se detenga el suministro de agua en el Valle de México.(Twitter@Foro_TV)

Entre 1955 y el 2012, el consumo de agua ha pasado de 40 litros a 280 litros al día por habitante. Paralelamente, en ese mismo periodo, la disponibilidad de agua por habitante bajó en un 76%. Por eso, si no se invierte masivamente en la red hidráulica, el agua en la Ciudad de México puede empezar a escasear para el 2020.

Así lo explica el sitio Plumas Atómicas:

“Esta crisis de agua es prácticamente invisible en las zonas donde más se desperdicia: zonas comerciales y residenciales de alto poder adquisitivo. Sin embargo, si no se invierte, al menos, 270 mil millones de pesos en la infraestructura hídrica de la capital, toda la ciudad tendrá un problema grave a partir del 2020… o sea, a la vuelta de la esquina.”

Por estas razones, el problema del agua en la Ciudad de México parece sumarse a las problemáticas globales en torno al preciado líquido.

Algunos emprendedores han intentado implementar sistemas para la captación de agua y nuevas formas ingeniosas para salvar la crisis de esta enorme urbe. Sin embargo, todas las soluciones parecen demasiado lentas para la preocupante envergadura del problema.