Recibe nuestras notificaciones con las noticias más importantes al momento.
Ver ahora

Aumenta riesgo limpieza ‘apresurada’ de monumentos en la CDMX

El gel utilizado por personal de Limpia de la CDMX pudo haber dañado los monumentos
Las estatuas que integran el Hemiciclo a Juárez fueron pintados con pintura en aerosol durante la marcha feminista en contra de la violencia hacia las mujeres. (Cuartoscuro)

Una constante después de cada jornada de vandalismo en marchas de la Ciudad de México, es el proceso de limpia y restauración de monumentos dañados. Sin embargo, por las prisas podrían estar poniéndolos en peligro.

Te recomendamos: Trabajan durante la madrugada en daños después de marcha feminista en la CDMX

En Paseo de la Reforma continúan los trabajos de limpieza de los monumentos históricos afectados durante la manifestación del lunes 25 de noviembre.

El primer paso fue enjuagar los 65 pedestales históricos. La intención de los restauradores era quitar el gel que el equipo de limpia de la Ciudad de México virtió de manera equivocada.

Hay un equipo de limpia que se encarga de garantizar que la ciudad se encuentre limpia y viene acompañando las marchas y cualquier tipo de evento público. Y ese equipo tomó la iniciativa de evitar que la pintura penetrara”, señala Efraín Morales, director general de Servicios Urbanos y Sustentabilidad de la CDMX.

El problema es que el gel utilizado pudo haber dañado los monumentos.

os productos comerciales, el INAH no los autoriza. Estos productos antigraffitis o desincrustantes, como removedores, lo que hacen es que a veces penetran tanto en la roca que disuelven la pintura y la meten en los poros, es muchísimo más difícil retirar la pintura”, señala Mariana Grediaga, restauradora.

Restauran monumentos históricos sobre Paseo de la Reforma tras limpieza con fallas (Noticieros Televisa)

Yareni Molina, otra restauradora residente, explica:

Es un gel que se le pone, que si no se enjuaga en su totalidad, lo que hace en la cantera es que lo sigue, entra en los poros y sigue trabajando. Es como un ácido y en la parte exterior de la piedra se hace color blanco, se pasma”.

La segunda mala decisión fue que el equipo de limpia trató de enjuagar el producto con agua a presión.

En esta marcha ya usaron martillos y mazos para romper los pedestales y entonces al llegar la Karcher, que es agua con una presión magnífica, lo que hizo fue terminar las roturas y las piezas. En algunas pudimos rescatar, estaban aún en el piso los pedazos de cantera, pero bueno, nada más pudimos encontrar en dos”, dice la restauradora Yareni Molina.

Intervención de restauradores

Gracias a que la empresa de restauración intervino a la mañana siguiente, los monumentos no sufrieron más daños.

Estos agentes agresivos que se utilizaron sobre los pedestales son completamente reversibles. Nosotros entramos a las 7 de la mañana a revisar, hicimos un recorrido con el INAH. A pesar de son agentes agresivos, entramos a neutralizar y ahora está estable la piedra”. dice Mariana Grediaga.

El siguiente paso es tallar con cuidado para remover la pintura.

Son aerosoles y pinturas, no sé, líquidas, que las echaron así por echarlas. Pero ninguna de las dos sale rápido, está complicado”, señala un técnico.

Es un químico que nos dio la empresa para aflojar toda la pintura, que no dañe la piedra”.

Se le talla con agua, con cepillo. Es muy delicado el cepillo, que no vaya a rayar la piedra”.

Los químicos que se utilizan están especialmente diseñados para limpiar la cantera de estos monumentos.

Restauran monumentos históricos sobre Paseo de la Reforma tras limpieza con fallas (Noticieros Televisa)

En total se probaron 80 tipos de disolventes y se trabaja sólo con tres, con los que se garantiza que la piedra no sufre ningún daño.

Se trata de los mismos químicos que se han utilizado durante los últimos meses.

Se estuvieron haciendo diagnósticos pieza por pieza, un proyecto de cada una de las piezas. Tenemos un estudio detallado de cómo dar tratamiento a cada uno de los monumentos, en este caso de los pedestales. Este equipo tiene un proyecto que se presentó al INAH, que se nos aprobó”, señala Efraín Morales, director general de Servicios Urbanos y Sustentabilidad de la CDMX.

Estos pedestales de 1880 también fueron pintados en la marcha de agosto pasado.

Nos tardamos como dos meses”, dice Yareni Molina.

¿Cuándo las entregaron?

Hace 15 días que es cuando ahí se cerró todo, Vino el INAH, nos dijo que sí estaba bien y se entregaron”.

Gracias a un proyecto en el que intervienen restauradores, el Gobierno de la Ciudad de México y el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), se ha dado mantenimiento único en su tipo.

Cualquier daño que hubiera podido suceder sobre el sílice de la piedra se va a solventar con una consolidación que se va a hacer, que ya estaba planeado. Y se va a entregar el año que entra. Es la primera vez que se trata a esos pedestales de la forma adecuada. Son pedestales históricos, son parte de la historia de (Paseo de la) Reforma y los mexicanos somos propietarios de esos monumentos”, dice la restauradora Mariana Grediaga.

Con información de Ana Lucía Hernández/Despierta

MLV