FGR ejerce acción penal contra proveedor de heparina sódica a hospital de Pemex en Tabasco

Un juez federal con sede en Tabasco giró la orden de aprehensión en contra José Roche Pérez por el delito de fraude.

Sobre el caso de la contaminación de la heparina sódica en el Hospital Regional de Pemex en Tabasco,  ocurrida a finales de febrero de este año, y cuyo suministro provocó la muerte de 14 pacientes, la Fiscalía General de la República (FGR) determinó ejercer acción penal contra el proveedor de este anticoagulante que se usa durante las hemodiálisis.

Te puede interesar: ¿Para qué sirve la heparina sódica, medicamento presuntamente contaminado en hospital de Pemex en Tabasco?

La aplicación de heparina sódica alterada y contaminada en las hemodiálisis que recibieron pacientes del Hospital de Pemex en Villahermosa, en febrero pasado, provocó la muerte de al menos 14 personas y causó complicaciones de salud a otras 50 mas.

“A mi esposo le dio un preinfarto. De ahí me lo entubaron, me lo metieron ahorita a terapia intensiva, mis hijos cómo van a quedar huérfanos nada más por esta pinche negligencia del director”, dijo Aracely García Alejo, familiar de Paciente infectado en el Hospital Pemex de Villahermosa, Tabasco.

Tras seis meses de investigación, la Fiscalía General de la República consignó el caso ante un juez e identificó como presunto responsable a José Roche Pérez, proveedor del medicamento que no pertenecía a ningún lote de la farmacéutica Pisa, que es la que lo produce. Un juez federal con sede en Tabasco giró la orden de aprehensión en contra del inculpado por el delito de fraude.

Mientras que las autoridades locales podrán solicitar otra orden de aprehensión por el delito de homicidio agravado, pues los peritajes determinaron que el proveedor habría rellenado diversos frascos del medicamento para venderlos a sabiendas de que estaba alterado.

En marzo pasado, En Punto acudió al domicilio que José Roche registró en una de las facturas de venta que le entregó a Pemex en septiembre de 2019. La vivienda  marcada con el número 208-a de la calle Antonio Rullan Ferrer, en la colonia Municipalidad de Villahermosa, está semi-abandonada y ahí no existe ninguna empresa proveedora de farmacéuticos.

“Quién va a dar la cara de proveedores, si no hay proveedores, lo compraron, donde compran ese medicamento barato”, aseguró Rubén Balmaña, derechohabiente del hospital regional de Pemex en Villahermosa, Tabasco.

La investigación de la Fiscalía General de la República solo identifica como presunto responsable al proveedor, pero no a ningún funcionario del hospital

El pasado 16 de abril, el director del hospital, José Luis Oramas, fue rotado del cargo. Ahora se desempeña como coordinador regional de los hospitales de Pemex en el sureste del país.

Con información de En Punto.

LLH