Recibe nuestras notificaciones con las noticias más importantes al momento.

En Acapulco, tortuga laúd pone 103 huevos, bajo resguardo

Noticieros Televisa FUENTE: noticieros televisa DESDE: ACAPULCO, México
En Acapulco, tortuga laúd pone 103 huevos, bajo resguardo (Profepa)

En Acapulco ocurrió un hecho inusual: una tortuga laúd puso 103 huevos en una zona de la Playa Hornos. El animal fue resguardado durante el desove por personal de Profepa y los huevos fueron asegurados y trasladados a un campamento tortuguero para garantizar la supervivencia de las crías.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informa que vigiló el desove de la tortuga laúd (Dermochelys coriacea) y resguardó los huevos para evitar la depredación de la especia.

Un reporte telefónico de la Policía Estatal advirtió sobre la presencia de la tortuga laúd, que arribó a desovar en una zona de la Playa Hornos. Inspectores de Profepa acudieron al sitio para vigilar el desove, no muy común en este puerto turístico.

En Acapulco, tortuga laúd pone 103 huevos, bajo resguardo (Profepa)

Al finalizar el desove, los inspectores recolectaron los 103 huevos depositados por la tortuga en su nido, todos en buen estado, y fueron trasladados de inmediato a las instalaciones del campamento tortuguero “Mi Tortuga Imperial”, perteneciente al Hotel Princess, con la finalidad de mantener la vigilancia hasta su eclosión.

La tortuga laúd (Dermochelys coriacea) es una especie que se encuentra en Peligro de extinción (P) de acuerdo a la norma oficial mexicana, NOM-059-SEMARNAT-2010.

Es la mayor de las tortugas marinas y puede alcanzar una longitud de 2,3 metros y un peso de más de 600 kilos. Hay registros de un macho que llegó a pesar 916 kilos, aunque las tortugas de este tamaño son raras.

Las tortugas laúd se encuentran en todos los mares tropicales o subtropicales y es la única especie de su familia. Su tasa metabólica es aproximadamente 3 veces mayor de lo esperado en un reptil de su tamaño, lo que, unido a sus intercambiadores de calor contra corriente y su gran tamaño, permite mantener una temperatura corporal de hasta 18 °C sobre el agua circundante.

Algunos científicos incluso opinan que la tortuga laúd tiene alguna capacidad para generar su propio calor corporal, como un mamífero, a pesar de que los reptiles son ectotermos o de “sangre fría”, por lo que dependen de la temperatura externa para regular la suya propia. Sin embargo, también puede considerarse a esta especie como gigantoterma.

En agosto, al menos 10 tortugas marinas fueron halladas muertas en Tecpan, Guerrero; algunos ejemplares tenían rastros de redes de pesca.

El diario ‘La Roja Guerrero’ informó que existe una depredación de la especie en playas de Tecpan, sin que se atienda el problema. En fotos difundidas a través de redes sociales se podía apreciar a los ejemplares de tortuga marina con rastros de haber sido devoradas. Los casos de daños contra las tortugas marinas se han incrementado en los últimos días.

Con información de Profepa y Wikipedia

MLV