Mexicanos crean ventiladores para emergencia por coronavirus

La Ciudad de México, entidad que lidera los casos de COVID-19 tiene una disponibilidad de 848 camas con ventiladores mecánicos y el 27 por ciento están ocupadas
Mexicanos crean ventiladores para emergencia por coronavirus. (Noticieros Televisa)

Ante la escasez de ventiladores mecánicos (respiradores artificiales) para tratar pacientes con coronavirus COVID-19, empresarios mexicanos han comenzado a fabricar un ventilador de “batalla”, una especie de “oxígeno”, siguiendo un modelo de España.

Te recomendamos: Por qué son tan importantes los ventiladores en la lucha contra el Covid-19

Se trata de un respirador de emergencia para ayudar en la atención primaria a personas con coronavirus, diseñado por una armadora de autos en España y autorizado por la agencia española de medicamentos.

David Tame es un empresario que lo empezó a fabricar en México debido a la demanda de estos ventiladores en el país.

“Nos hicieron el favor de darnos todos los planos de fabricación y nos pusimos a trabajar en ese prototipo, lo logramos. Es una máquina muy sencilla que está diseñada únicamente para salir del problema ahorita. Está recomendada en España para casos donde no existe un ventilador profesional, un ventilador médico”, aseguró David Tame, empresario.

Aunque no es un ventilador médico avanzado, sí logra salvar vidas, asegura el empresario.

El respirador es fabricado con componentes automotrices, principalmente el motor del limpiaparabrisas de un auto.

La función de esta máquina es que automatiza dispositivos como la bolsa de resucitación manual llamada “ambu” que se usan como apoyo a la respiración.

“Este aparato tiene unas bolsas como los equipos de rescate médico, sirven para asistir al paciente, muchas veces en sus traslados, en situaciones de emergencia o de plano cuando no tienen un ventilador para estarle metiendo aire.La velocidad, tiene un ajustador de velocidad que te dice con una pantalla tal número corresponde a tantas respiraciones por minuto. Esta máquina definitivamente tiene que ser operada por personal médico calificado, que sepa que valores necesita cada paciente y que de una u otro forma los puede estar monitoreando a través de estudios de oximetría”, mencionó David Tame, empresario.

Javier García, médico internista que atiende pacientes con COVID-19, dijo que se trata de un respirador que cumple una función para pacientes no graves.

“Es un ventilador que se puede diseñar en corto tiempo y se puede iniciar a operar de manera práctica y funcional en los pacientes. El único pero con el ventilador es que es un ventilador de batalla, esto es para pacientes que no estén gravemente enfermos porque para eso no les va servir, pero si puede ayudar a pacientes en enfermedad leve a moderada, sin ninguna duda, que necesiten cierto tipo de asistencia ventilatoria”, declaró Javier García, médico internista.

La Ciudad de México, entidad que lidera los casos de COVID-19 tiene una disponibilidad de 848 camas con ventiladores mecánicos y el 27 por ciento están ocupadas, reveló el sábado 25 de abril, el subsecretario de salud Hugo López-Gatell.

Es por ello que David Tame busca que las autoridades volteen a ver esta tecnología para tener una herramienta de emergencia que ayude a salvar vidas.

Con información de Luis Pavón
DGP