A través de la música, buscan impulsar la lengua maya

‘Juumil Moots, que significa ‘Sonido de raíz’, es una banda que busca impulsar la lengua en diversos ámbitos y con ello preservar las tradiciones y costumbres de los pueblos mayas
Foto: En Yucatán, jóvenes compositores e intérpretes buscan rescatar su dialecto, el maya, creando canciones en esta lengua. (Noticieros Televisa)

En Yucatán, en los últimos años, jóvenes compositores e intérpretes buscan rescatar su dialecto, el maya, creando canciones en esta lengua.

Te recomendamos: INAH protege y restaura pirámides mayas en Yucatán

Nuestra música lleva un mensaje y lo hacemos en lengua maya”, mencionó Yazmin Novelo, vocalista de grupo musical.

Yazmin nació en una comunidad indígena maya de Yucatán y ahora es la vocalista del grupo ‘Juumil Moots, que significa ‘Sonido de raíz’; la letra no solo defiende su lengua, también sus raíces.

Otro objetivo de la banda es crear y abrir más espacios para que la lengua maya ya no solamente esté en el ámbito familiar y en el ámbito comunitario, sino también empiece a ocupar esos espacios que tenía un hablante”, afirmó Yazmin.

Hay temas que son interpretados por niños.

Un chavito que se dedica a estudiar y puede lograr lo que quiere, no importa si es maya, porque mucha gente dice somos mayas, somos pobres, sucios, que no podemos lograr cosas, que pues realmente no”, comentó Jesús Pat Chable, rapero en maya.

Habilitan y rescatan cenotes sagrados mayas en Yucatán

En una comunidad maya en Yucatán, 20 familias de ejidatarios rescataron y habilitaron una zona natural con cenotes para atraer visitantes y generar una actividad económica de la que pudieran vivir.

Esto se formó porque en esta comunidad no había empleos, o no hay empleos para las personas, se dedicaban al campo, al carbón a la leña, pero estando estos cenotes entonces empezaron a trabajar entre la comunidad”, dijo Olga Cantú, ejidataria.

Olga era campesina en San Antonio Mulix, una población indígena maya en el municipio de Umán, al sur de Yucatán.

Ella, junto con otros 19 ejidatarios, decidieron limpiar y habilitar dos cenotes y el área natural que los rodea.

Ahora son los guardianes del lugar.

Gracias a que viene gente no estamos beneficiando igual. Ya de esto no tenemos que salir a otros lugares a trabajar, a veces se va todo en el pasaje, a la comida y hay veces que no traes casi nada a tu casa”, indicó Rubén García, ejidatario.

Todos trabajan, ya sea vendiendo artesanías, cobrando, limpiando o atrayendo al turismo. Para entrar al lugar cobran 40 pesos por persona.

Formar y armar este proyecto con el fin de crear empleos porque vemos que hay mucha gente que emigran del territorio, dejan sus familias, se van a buscar el sustento de casa”, indicó Benito Can Dzul, cooperativa Hunukú.

No solo lograron rescatar esta zona natural. Formaron un patrimonio que les permite generar ingresos para no salir a trabajar a Mérida y, al mismo tiempo mejorar sus casas y escuelas.

Aumenta el consumo, se invierte en la producción agrícola, se invierte en la producción artesanal, en construcciones e incluso en pequeños negocios”, apuntó Erick Villanueva, director del Instituto para el Desarrollo del Pueblo Maya.

De 2017 a 2019 se crearon 142 cooperativas en 14 comunidades de Yucatán.

Ahora protegen áreas naturales y cenotes que visitan miles de turistas nacionales y extranjeros.

Con información de En Punto

TVR