Recibe nuestras notificaciones con las noticias más importantes al momento.

Video: Mantis religiosa enfrenta a ‘avispón asesino’ en una pelea brutal

Las mantis religiosas fueron introducidas a norteamérica hace más de 100 años y son insectos solitarios.
Captura de pantalla. (YouTube)

Un encuentro entre un ‘avispón asesino’ y una mantis religiosa encendió a la redes sociales por la forma en que estos insectos protagonizan una brutal pelea.

Te recomendamos: ¿Qué es el avispón asesino que tienen tan preocupados a los científicos de Estados Unidos?

Con la llegada del avispón asiático a Norteaéerica, las alertas entre la población estadounidense comenzaron a encenderse, por lo que en las redes sociales estos insectos llamaron la atención de miles de cibernaturas.

Desde una pelea entre un ratón y una avispa hasta la decapitación de abejas de miel, las redes han sido testigo de la fuerza que estos insectos, aparentemente indestructibles, solían tener, sin embargo fue una mantis religiosa a que por fin pudo poner un alto a estos temibles predadores.

En un video difundido a través de YouTube, miles de espectadores han podido presenciar cómo estos dos invertebrados llevan a cabo una lucha brutal en la que la mantis termina por sujetar a la vespa mandarina entre sus patas delanteras para terminar con su vida.

La mantis, en un rápido momento, sujeta al avispón con fuerza y comienza a morder la parte trasera de su cabeza hasta llegar a los ojos y mordisquearlos uno a uno.

La avispa, en consecuencia, se mueve y con su aguijón trata de atacar a la mantis, pero sin éxito termina por retorcerse de dolor a la par que la mantis abre su cabeza e introduce la suya para comerla por completo.

El cuerpo de la mandarina pierde fuerza y termina por realizar pequeños espasmos hasta que la mantis termina de comerse toda su cabeza, y justo cuando va a comenzar a tragarse el resto del cuerpo, el video es cortado de súbito.

El material original fue compartido por la cuenta UIC Ultimate Insect Championships y, a menos de un día de su publicación, ya suma más de 21 mil reproducciones.

La mantis religiosa es una especie de insecto mantodeo que habita entre Eurasia y África, pero fue introducida a Norteamérica en 1899 a través de un barco con plantones.

A lo largo del tiempo se volvió el insecto oficial del estado de Connecticut, en la unión americana, y suele medir entre 6 y 7 centímetros de largo.

Su tórax y sus manos, colocadas cerca del pecho en modo de oración, le valieron el nombre el nombre por el que ahora es mundialmente conocida, y entre sus comportamientos más asombrosos, está el de devorar al macho con el que se reproduce después de terminar el acto sexual.

Por lo general son insecto solitarios que cazan a otros más pequeños.