Mujeres con altos niveles de estrés son menos propensas a tener un hijo varón: estudio

Polémico estudio plantea la teoría de que la ansiedad contribuye a determinar el género de un bebé

Niveles-estres-mujeres-embarazadas-hijos-varones-ansiedad

Seis municipios de Veracruz registran mayor número de embarazos. (Noticieros Televisa)

Varios estudios en el pasado han señalado que niveles muy elevados de estrés durante un embarazo pueden afectar la salud, tanto de la madre como la del bebé, así como aumentar la probabilidad de un parto prematuro. Pero una nueva investigación indica que el estrés incluso puede llegar a determinar el género del feto.

Te recomendamos: Ignorar a compañeros del trabajo reduce el estrés, revela estudio

De acuerdo a las conclusiones de un estudio publicado este mes en la revista académica, PNAS, una mujer embarazada con altos niveles de estrés físico o psicológico tiene menos probabilidades de tener un hijo varón.

Los investigadores siguieron los embarazos de 187 mujeres, de un solo niño, con cuestionarios, registros y evaluaciones médicas para determinar si la ansiedad tiene un efecto en el desarrollo prenatal.

“El útero es un primer hogar muy influyente”, dijo una de las autoras del estudio, Catherine Monk, directora de salud mental femenil en el Centro Médico Irving de la Universidad de Columbia. “Sabemos que los varones son más vulnerables en el útero, y se presupone que el estrés en estas mujeres viene de muy atrás”.

Los resultados del estudio arrojaron que las mujeres con niveles elevados de ansiedad física (como aquellas que padecen hipertensión) tuvieron cuatro niños por cada nueve niñas (4:9), mientras que las mujeres que reportaron tener altos niveles de estrés psicológico tuvieron dos niños por cada tres niñas (2:3).

Los resultados respaldan la teoría social que indica que la humanidad está programada a tener más mujeres que varones en tiempos de crisis, con el propósito de asegurar la supervivencia de la especie.

En términos evolutivos se ha observado que, en promedio, nacen 105 varones por cada 100 mujeres. La naturaleza hizo este cálculo de acuerdo a los peligros que debía enfrentar el sexo masculino en tiempos prehistóricos, como cuando tenían que cazar animales o pelear por territorio. Pero los pesos en la balanza cambian de posición cuando la sociedad enfrenta algún peligro.

“Otros investigadores han visto este patrón de una disminución en los nacimientos de niños varones relacionados con cataclismos traumáticos”, dijo la doctora Monk. “Uno de estos fue el asesinato del presidente Kennedy y otro fueron los ataques terroristas del 11 de septiembre en la ciudad de Nueva York.”

Pero a una escala individual, no hace falta un sismo o una guerra para determinar el género del niño. El embarazo por sí mismo es un proceso estresante, y hay muchos factores personales que pueden elevar la angustia de la madre, lo que podría desembocar en un embarazo prematuro o en un trastorno de estrés postraumático.

Por eso es importante que las mujeres cuenten con el respaldo social necesario para lidiar con las dificultades de estos meses.

El apoyo podría ser de familiares y amigos. Una comunidad religiosa podría ofrecerle un sentido de pertenencia. Es la sensación de cohesión social y conexión social lo que funciona como un amortiguador contra las experiencias de ansiedad, algo que te brinde un descanso.

Entonces, ¿podemos concluir que la ansiedad determina el género de un bebé o provoca nacimientos prematuros? Otros especialistas no están listos para brincar a esa conclusión. “Estos estudios solo pueden sugerir una asociación pero no pueden establecer una causalidad,” dijo Christina Penfield, profesora de medicina materno-fetal en el Centro Médico Langone de la Universidad de Nueva York:

Por ejemplo, algunas mujeres que reportan altos niveles de estrés suelen tener una disminución del sueño, dietas irregulares o poco saludables, o mayores tasas de consumo de sustancias. No está claro si es el ‘estrés’ el que causa el resultado adverso.

Todo esto no quiere decir que el estrés sea algo malo. Hay niveles “saludables” de estrés, el cual te obliga a enfocarte y resolver un problema, pero cuando la ansiedad llega a tal punto de abrumarte y afectar tu salud, ahí es cuando debes buscar ayuda.

Con información de CNN.

Mujeres usan tacones para aumentar la probabilidad de tener sexo: estudio

CARGANDO...