Trudeau y Macron dicen que seguirán siendo ‘educados’ y ‘firmes’ con Trump

Trudeau y Macron seguirán siendo 'educados' con Trump

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau (I), y el presidente francés, Emmanuel Macron (d), tras su reunión en el Palacio del Elíseo. (Getty Images/archivo)

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, y el presidente de Francia, Emmanuel Macron, afirmaron que seguirán siendo “educados y respetuosos” con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, a la vez que “firmes” con Washington.

Trudeau y Macron, que a partir de mañana se reunirán con el líder estadounidense en la cumbre del G7 que se celebra en Canadá, justificaron que en el pasado hayan sido amigables con Trump por la necesidad de mantener los vínculos con uno de sus principales aliados mundiales, según dijeron en una conferencia de prensa en Ottawa.

Macron advirtió “a Trump” que las decisiones que ha tomado Estados Unidos sobre aranceles “son contraproductivas” y afectarán negativamente en primer lugar “a los trabajadores estadounidenses”.

El presidente francés también señaló que la Cumbre del G7 no debe por qué concluir con un documento firmado por todos los países y que es más importante que el documento final sea relevante, en referencia a que las diferencias con Trump en temas fundamentales, como el comercio, pueden hacer que los países más desarrollados del mundo se limiten a acuerdos mínimos.

“Nuestra intención es conseguir un documento que todo el mundo pueda firmar, como el año pasado” afirmó Macron.

Pero a continuación el presidente francés dijo que el deseo de conseguir el consenso de todos “no debería ser mayor” que el conseguir avances reales en los temas a discutir.

Macron también insinuó que las diferencias de Europa y Canadá con Estados Unidos sólo son temporales y relacionadas con la presidencia de Trump.

“Nadie vive para siempre”, afirmó para añadir que todos los gobernantes han recibido políticas que no reflejan sus “pensamientos personales” y que por tanto, Europa tiene que permanecer “decidida” en cuanto a las suyas independientemente de Trump.

Por su parte, Trudeau, que es el anfitrión de la cumbre que se desarrollará en la localidad canadiense de La Malbaie, unos 140 kilómetros al este de Quebec, se mostró más conciliador.

El primer ministro canadiense afirmó que la Cumbre del G7 “es una gran oportunidad para tener discusiones francas con países que son aliados desde hace tiempo”.

Trudeau reconoció que aunque “habrá temas en los que el presidente no estará de acuerdo con nosotros, como cambio climático y comercio”, los siete países “buscaremos acuerdos para seguir adelante”.

¡Entérate!

Con información de EFE.

RAMG

CARGANDO...