El 90% del T-MEC no está sujeto discusión o a revisión: Marcelo Ebrard

El canciller Marcelo Ebrard dio a conocer los puntos del T-MEC en los que México no está de acuerdo con Estados Unidos
Marcelo Ebrard compartió la actualización de las negociaciones del T-MEC (Senado)

El canciller Marcelo Ebrard dijo el domingo que más del 90% del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (TMEC) no está sujeto a revisión, pero habrá adendas, en momentos en que México presiona al gobierno de Donald Trump para que ratifique el acuerdo comercial.

Te recomendamos: Ebrard y Seade abordan modificaciones al T-MEC con comisiones del Senado

El congreso mexicano avaló el TMEC este año, pero legisladores demócratas, que han expresado su preocupación por cómo se aplicarán disposiciones laborales y ambientales, han retrasado la ratificación en Estados Unidos.

El 90% del tratado, quizá más, no está sujeto a discusión o a revisión. Lo que vamos a tener es un adendum”, dijo Ebrard tras una reunión con senadores, donde también participaron la secretaria de Economía, Graciela Márquez, y el subsecretario para América del Norte de la cancillería, Jesús Seade.

El funcionario informó que la adenda incluía plazos para una petición de Estados Unidos respecto a las reglas de origen automotriz del TMEC, que exigen que el 70% del valor del acero y el aluminio utilizados en los automóviles fabricados en Norteamérica provenga de la región.

La solicitud de última hora hecha por el representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, permitiría que las placas importadas, por ejemplo de Brasil o China, cumplan con el estándar después de ser laminadas y procesadas en América del Norte.

No aceptaremos, de ninguna manera, que esa obligación entre en vigor en el momento en que el tratado sea ratificado. Sino, que tendrá que ser con un plazo de más de cinco años”, adelantó Ebrard.

En aluminio no vamos a aceptar ningún plazo porque México no tiene el recurso primordial del aluminio, que es la bauxita. Entonces nos pondría en una desventaja muy grande”, agregó.

Además, Ebrard sostuvo que su país no aceptará inspecciones laborales de funcionarios estadounidenses para supervisar el cumplimiento de compromisos laborales.

Sin embargo, el canciller de 60 años, dijo que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador “ve con buenos ojos” los paneles para resolver controversias entre México y Estados Unidos.

Respecto de los compromisos medioambientales, Ebrard manifestó que su país no tiene “ningún inconveniente” en que los compromisos internacionales de México en materia de medioambiente puedan incluirse en el TMEC porque “también obligarían a Estados Unidos, entonces lo vemos favorable”.

Con información de Reuters

JPG