Silencio en Emiratos Árabes Unidos sobre posible presencia de Juan Carlos I

Según el diario ABC, el rey Juan Carlos voló en la tarde del pasado 3 de agosto a Abu Dabi en un avión privado
El rey emérito Juan Carlos I. (Foto: Reuters, archivo)

Las autoridades emiratíes guardan silencio sobre la posible presencia del rey emérito español Juan Carlos I en Abu Dabi, capital de este estado árabe formado por siete emiratos, al que según el rotativo español ABC habría viajado el monarca.

Te recomendamos: Felipe VI reaparece en público tras la salida de España de su padre Juan Carlos I

El Ministerio de Asuntos Exteriores emiratí no hizo ningún comentario al ser consultado por Efe sobre la posible presencia del rey emérito, y remitió a la oficina de Presidencia y la oficina del príncipe heredero emiratí, que no se han manifestado al respecto.

Según publica hoy el diario ABC, el rey Juan Carlos voló en la tarde del pasado 3 de agosto a Abu Dabi en un avión privado horas antes de que la Casa Real española anunciara su decisión de trasladarse a vivir fuera del país.

Tras aterrizar en un aeropuerto privado de la capital emiratí se dirigió en helicóptero, junto con un ayudante y cuatro escoltas, directamente al Emirates Palace un lujoso y exclusivo hotel de enormes dimensiones y más de un kilómetro de playa.

Efe consultó con un portavoz del hotel que evitó hacer comentarios respondiendo que no tenía “ni idea de la noticia”.

La Embajada española en Abu Dabi tampoco emitió palabra sobre la información difundida por ABC al ser preguntada por Efe.

El Emirates Palace es un exclusivo hotel situado en una exclusiva punta de Abu Dabi, una ciudad situada en la parte suroriental del Golfo Pérsico.

El hotel es propiedad de la empresa Mandarin Oriental y cuenta con 394 lujosas habitaciones decoradas con capas de oro y mármol, y cuyos precios oscilan entre los 228 euros la noche de la más modesta hasta los 1.656 de la Pearl Palace Suite, con 140 metros cuadrados.

El complejo hotelero, está situado en una bahía natural, cuenta con una playa privada de 1,3 kilómetros, un puerto deportivo, 100 hectáreas de jardines y zonas verdes, jacuzzis, saunas, campos de fútbol, pistas de tenis y pádel, un centro de actividades acuáticas y 6 kilómetros de senderos para pasear.

Es sede de grandes eventos y actos del gobierno, y entre su exclusiva clientela se encuentran personajes famosos como los actores Morgan Freeman, Liam Neeson, Lucy Liu, Rami Makel y Helen Mirren, la violinista Vanessa Mao, el cantante Bryan Ferry o el escritor Frederik Forsyth.

Con información de EFE

AAE