Reparación del Sistema Cutzamala evitará futuros cortes de agua

En la planta Los Berros, 400 personas trabajarán día y noche hasta el próximo sábado. (Noticieros Televisa)

Este miércoles se suspendió el suministro de agua del Sistema Cutzamala a la Ciudad de México y a pesar de lo excepcional del corte se detectaron dos fugas de agua importantes que tardaron horas en ser atendidas.

Una en la colonia Santa Ana Poniente, en la alcaldía de Tláhuac, y otra en avenida Tláhuac, en Iztapalapa.

Con el agua que se perdió en las fugas se hubieran podido llenar 20 pipas de 10 mil litros cada una.

A las 08:00 horas de la mañana se detuvo la operación de los nueve motores de la planta de bombeo número cinco del Sistema Cutzamala, en la planta Los Berros, en Villa de Allende, Estado de México.

Luego de siete horas de trabajos, se cortó la línea de alta presión que tiene más de 35 años de operación continua, para ingresar la llamada “K” invertida, que orientará el agua hacia la línea original o hacia la nueva. Esto evitará que en el futuro se detenga suministro de agua durante los trabajos de mantenimiento.

Mientras en la planta Los Berros, 400 personas trabajarán día y noche hasta el próximo sábado, en Iztapalapa se activó el plan de emergencia con más de 500 pipas resguardadas por la Policía, que harán tres mil 400 viajes diarios.

“A la gente se le hace fácil atorar a las pipas aquí por mitad de camino. Nos amenazaban con pistolas, armas blancas, se paraba la gente y nos llevaba a la fuerza”, añadió Santos Hualintio, un pipero.

Los vecinos de la zona se quejan que ahora las dificultades para obtener agua serán mayores.

“Llegamos a pagar hasta 800, mil pesos por pipa y tenían que irse los vecinos hasta Chalco para que pudieran seguir trayendo agua. Vea lo que yo estuve aportando botes, ya no pude otra cosa más grande, ollitas por aquí y por allá”, apuntó Elizabeth García, habitante Iztapalapa.

En la alcaldía Cuauhtémoc, el corte de agua es del 100 por ciento.

“No nos está cayendo agua”, Juana Villegas, habitante de la colonia Tlatelolco.

“Yo tengo la bomba y todo, pero aparte apartamos agua por cualquier cosa no vaya a ser”, destacó Vanessa, en la colonia Santa María La Rivera.

Para evitar el mal uso del agua, trabajadores vigilan los tinacos colocados en lugares públicos.

“Ahorita nada más se les están dando cierta cantidad de cubetas, no se les puede dar mucho. La están llevando porque dicen que cae muy poca el agua y no apartaron suficiente”, detalló Rocío García, personal de la alcaldía de Cuauhtémoc.

En Miguel Hidalgo, otra de las alcaldías con corte total, vecinos piden que solo se haga uso del tinaco público cuando el agua que apartaron se termine.

“Yo pienso que los mismos vecinos van a cuidar el agua, porque es líquido vital para todos”, destacó Elvira Cano, vecina de Miguel Hidalgo.

Con información de Guadalupe Madrigal.

LLH