Ver ahora

Dólar cierra el mes de julio en 22.65 pesos; BMV pierde por rebrotes de coronavirus

A pesar de la caída de la sesión, el peso finalizó julio con una ganancia, favorecido por la debilidad del dólar
Casa de cambio en el AICM. (Cuartoscuro.com)

El dólar cerró la jornada de este viernes 31 de julio hasta en 21.68 a la compra y 22.65 a la venta en ventanillas bancarias de la Ciudad de México, mientras que el peso y la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) retrocedieron luego de que el repunte en los contagios de coronavirus en varios países aumentó la aversión al riesgo a nivel global, con un mayor impacto en activos de economías emergentes.

Te recomendamos: Economía mexicana tocó fondo, pero hay signo de mejoría: Hacienda

A pesar de la caída de la sesión, el peso finalizó julio con una ganancia, favorecido por la debilidad del dólar, mientras que el mercado accionario local cayó en el mes empujado por débiles reportes trimestrales de las compañías.

-El peso cotizaba en 22.2380 por dólar en la última hora de operación de la semana, con un retroceso del 1.06% frente a las 22.0040 unidades del precio de referencia de Reuters del jueves.

“Los rebrotes en algunos países indican que habría más restricciones (confinamiento) en el futuro inmediato haciendo que la divisa mexicana tenga un regreso por encima de los 22.20”, dijeron analistas de Intercam en una nota a clientes.

A pesar de la caída en la jornada, el peso acumula en julio una apreciación de un 3.3%, favorecido por la peor caída mensual del índice dólar en una década.

-Mientras tanto, el referencial índice S&P/BMV IPC, integrado por las acciones de las 35 firmas más líquidas del mercado, cayó un 0.32% a 37,019.68 puntos.

-En el mes, el principal indicador accionario local tuvo un retroceso de 1.85%, luego de que la temporada de reportes corporativos al segundo trimestre mostró el impacto de la pandemia en las utilidades de las empresas.

Analistas de Monex dijeron que las empresas que forman parte del S&P/BMV IPC obtuvieron de forma consolidada caídas anuales de 3.1% y de 68.8% en ventas y utilidad neta, respectivamente, aunque fueron menores a las esperadas.

“Las empresas lograron implementar estrategias de contención de crisis y hacer uso de sus eficiencias, economías de escala y uso tecnológico para amortiguar la caída”, opinaron especialistas en una nota enviada a clientes.

Destacó en la jornada el fuerte aumento de un 11.37% en las acciones del conglomerado Alfa, luego de que la firma anunciara que planea la escisión de su subsidiaria Nemak. Más temprano ganaron hasta un 23.7%.

Por último, en el mercado de deuda, el rendimiento del bono a 10 años descendía un punto base a 5.68%, igual que la tasa a 20 años que se ubicaba en 6.53%.

Con información de Reuters

Rar