Perros adiestrados buscan en el Metro CDMX drogas, armas y hasta explosivos

Son de la raza Pastor Belga Malinois, fueron adiestrados por elementos de la Policía Bancaria

En la Ciudad de México, perros adiestrados recorren pasillos del Metro, andenes e incluso entran a los vagones para detectar drogas, armas y hasta explosivos.

Te recomendamos: Detienen a 5 hombres en el Metro Salto del Agua por causar disturbios

“El olfato que tiene el perro es cien veces más desarrollado que la del humano. Por lo tanto, tiene varios pliegues y varios sensores que hace la localización más exacta”, refirió el policía bancario Andrés de la Rosa Cárdenas.

La historia de Héctor, Tango, Target y Bastos, en el Metro de la Ciudad de México, inició hace mes y medio, cuando fueron integrados a la seguridad que realiza la Policía Bancaria.

Y es que este sistema de transporte, donde millones de personas se mueven todos los días, también es usado por la delincuencia. Aquí se realizan intercambios de drogas y armas.

“Ahora sí que muchas veces ocupan el Metro para traficar con la droga”, insistió Javier Rivera, de la Policía Bancaria. Su labor inicia a las seis de la mañana.

Perros adiestrados buscan en el Metro CDMX drogas, armas y hasta explosivos. FOTO Noticieros Televisa

Su trabajo consiste en detectar drogas, armas y hasta explosivos. Cada uno tiene una especialidad.

Son de la raza Pastor Belga Malinois, fueron adiestrados por elementos de la Policía Bancaria.

“El perro está entrenado para detectar sustancias prohibidas, puede ser anfetaminas, narcóticos, cualquier tipo de droga, nosotros simplemente somos su guía”, agregó Javier Rivera.

Recorren pasillos, andenes e incluso entran a los vagones.

“Está bien, más que nada por la seguridad, yo pienso que, en el Metro, como en las combis necesitan seguridad, porque viajamos con temor de ser asaltados”, insistió Andrés, usuario del Metro.

El olfato que tienen, les permite con facilidad detectar la droga, aun cuando quien la porta la lleve escondida entre su ropa o adentro de contenedores.

“Lo detecta, su mayor virtud del perro es su olfato y su oído, el perro lo puede detectar así lo traigas envuelto en diez bolsas de plástico, porque su olfato es muy fino. El perro sabe diferenciar cuando es droga, es mas lo puede traer en la comida y el perro lo detecta”, insistió Javier Rivera.

Por ahora, están en las estaciones de mayor incidencia delictiva: empezaron en Pino Suárez, Hidalgo y Tacuba, pero se moverán por toda la red del Metro.

“Hacemos revisiones para que no entren en este caso, narcóticos, puede ser armas blancas o en el caso algún explosivo, como petardos, cohetones, todos esos el perro los encuentra”, refirió el policía Morales.

Llaman la atención de los usuarios, pero no son mascotas y no se les debe tocar.

“Porque si los empiezan acariciar es una distracción para el perro, el perro está trabajando”, aseveró el policía Javier Rivera.

Durante su jornada, de tres horas continuas y una de descanso, tienen tiempo para relajación y activación física.

“Tango tiene la edad de seis años, Target, tiene seis años, Héctor 2 años y medio, y Bastos que tiene la edad de 5 años”, concluyó Víctor Ruiz, entrenador Unidad Canina Policía Bancaria.

En mes y medio han logrado detener a dos personas con droga.  Pero se espera que las detenciones continúen o se inhiba el delito en el Metro.

 

Con información de Guadalupe Madrigal

KAH