Pemex repara toma clandestina en panteón de Azcapotzalco

La toma clandestina de combustible fue localizada al interior de un panteón en Azcapotzalco. (Twitter: @SSP_CDMX)

Personal de Petróleos mexicanos (Pemex) laboró para cerrar una toma clandestina que llegaba hasta el interior de panteón de Santa Lucía, en la delegación Azcapotzalco, donde se realizaba la extracción del combustible.

Una cuadrilla de trabajadores laboró en la esquina de la avenida Temozón con Acatl, donde se descubrió una conexión de un ducto que cruzaba la avenida y terminaba en una de las esquinas del panteón, de dónde huachicoleros robaban el combustible.

Protección Civil de la delegación Azcapotzalco explicó que los presuntos huachicoleros “hacen el hoyo, para tratar de transportarlo. Es como sucede en los otros lados, hacen las conexiones y puede ser de cualquier lado” que extraigan el combustible.

Elementos de la dependencia indicaron que la Procuraduría General de la República (PGR) realiza la investigación por este caso de robo de combustible, al interior de panteón.

Los trabajadores de Pemex escarbaron más de un metro y medio para tapar el ducto de donde extrajeron el combustible.

Los trabajadores fueron resguardados por personal de vigilancia de Pemex, que portaban armas de grueso calibre.

Uno de los elementos de Seguridad Física de Pemex indicó que una de las funciones que realizan en estos casos “es proteger el patrimonio de Pemex, en ello incluye al personal que está laborando ahorita, están haciendo una reparación, entonces estamos cubriéndolos a ellos”.

La madrugada del martes, policías del sector Clavería detectaron a dos hombres realizando maniobras extrañas en el interior del panteón. Cuando ingresaron, detectaron la ordeña del combustible.

Un hombre fue detenido y el otro escapó. Los policías encontraron dos camionetas estacionadas, en el interior con cuatro tinacos con capacidad para mil litros.

De los ocho contenedores, cinco estaban llenos de combustible.

El panteón se encuentra cerrado, pero se ven las mangueras que usaban los huachicoleros.

Protección Civil de la delegación Azcapotzalco aseguró que los huachicoleros hacen el trabajo solos, “no sabemos qué apoyo tengan”.

Los vecinos comentaron que no es la primera ocasión que ocurre algo así.

Samanta, vecina de la zona donde robaron combustible, mencionó que viven con miedo, “porque estamos viviendo en una bomba de tiempo”.

Alejandra, otra de las vecinas, señaló que el robo de combustible “pone en peligro a toda la población que vive cerca”.

La Policía de la Ciudad de México solicitará información de las zonas vulnerables para el huachicoleo.

 

Con información de Arturo Sierra.

 

RMT