El papa remueve a dos de sus asesores por escándalos de abusos sexuales

El papa remueve a dos de sus asesores por escándalos

El papa Francisco en el Vaticano. (Reuters, archivo)

El consejo de cardenales nombrados por el papa Francisco para ayudarle en sus reformas, el llamado C9, se ha quedado momentáneamente con seis miembros tras la salida del australiano George Pell, el chileno Javier Errázuriz -ambos salpicados por escándalos de abusos sexuales a menores- y el congolés Laurent Monsengwo Pasinya.

Pell, “número tres” del Vaticano y que afronta un juicio relacionado con abusos sexuales a menores del que se espera un veredicto en breve, ya pidió ausentarse de las reuniones del Consejo para poder acudir al proceso.

El chileno Javier Errázuriz Ossa también está salpicado por un caso de abusos a menores al no haber sabido responder adecuadamente a los casos de pederastia por parte del clero en su país.

Iglesia de Chile colaborará con Fiscalía para investigar abusos

Según un comunicado del Vaticano divulgado al cabo de una reunión de tres días del Consejo, la marcha de estos tres purpurados se debió a “la solicitud expresada por los Cardenales (…) en relación con una reflexión sobre el trabajo, la estructura y la composición del mismo Consejo, teniendo en cuenta también la edad de algunos miembros”.

Se informó además que el papa, a finales de octubre, escribió a los tres “agradeciéndoles el trabajo que han realizado en estos cinco años”.

Considerada la fase de trabajo de la Consejo, no hay ninguna disposición para el nombramiento de nuevos miembros por el momento”, se añade en la nota.

El Consejo queda ahora formado por los cardenales Giuseppe Bertello, Oswald Gracias, Reinhard Marx, Sean Patrick O’Malley y Andrés Rodríguez Maradiaga, así como el secretario de Estado, Pietro Parolin.

El papa pide perdón por abusos sexuales tras casos revelados en Pensilvania

Durante estos tres días de trabajo, se abordaron varios temas, “incluida la contención de los Costos de la Santa Sede, la reunión con los presidentes de las Conferencias Episcopales de la Iglesia católica sobre el tema de la ‘protección de la infancia’, que tendrá lugar en el Vaticano del 21 al 24 de febrero de 2019”.

Los cardenales se centraron en la próxima reunión con los presidentes de las Conferencias Episcopales sobre la protección de menores programados para febrero, reiterando firmemente la importancia” de ese encuentro, según el comunicado.

Respecto a los gastos de la Santa Sede, “se reiteró nuevamente que no hay ningún proyecto o intención de proceder al despido de ningún empleado”.

Con información de EFE

AAE

 

CARGANDO...