Las zonas económicas especiales, una herramienta contra la pobreza

José Antonio Meade en la declaratoria de Zonas Económicas Especiales

José Antonio Meade en la declaratoria de Zonas Económicas Especiales. (Twitter, @PresidenciaMX)

En la zona del sur-sureste, “tenemos pendientes históricos; sabemos que hay un reto de pobreza que batallamos superar; tenemos un pendiente de largo plazo, que es darle el destino que se merece la región y el estado de Chiapas”, afirmó José Antonio Meade, secretario de Hacienda, en la primera declaratoria de las Zonas Económicas Especiales (ZEE).

Es una historia, dijo el funcionario federal, “que se construye por personas, por la capacidad de hacer un consenso, una historia que empieza con la instrucción de hacer las cosas diferentes, una instrucción que interpretan los secretarios a cargo y que le encomiendan a Gerardo Gutiérrez Candiani”.

En el paquete de estímulos fiscales para los empresarios que inviertan en la zona, “se implica renta, IVA, seguridad social”, dijo José Antonio Meade, “las compañías y personas físicas con actividad empresarial que inviertan en las ZEE tendrán descuentos de 100 por ciento en los primeros 10 años en el pago del ISR y de 50 por ciento en el siguiente lustro”.

Este “paquete implicaba un esfuerzo relevante de gasto, empezando por la adquisición de la zona federal, y la certeza en ley de que este proyecto habría de tener visión de largo plazo, en el que trabajaron los legisladores del sur-sureste”, aseveró.

Además, “habremos de entregarle buenas cuentas a quien le da seguimiento al proyecto”.

Al final del día, afirmó Meade Kuribreña, “la mesa está puesta para que se voltee a ver al sur-sureste como una zona de desarrollo; para que los inversionistas volteen al sur para ver su norte”.

El secretario destacó que se firma “el decreto que ancla esta instrucción, ya podemos ver la zona no como una idea o como un proyecto, sino como una realidad física que podemos palpar; una realidad que tiene atribuciones legales, administrativas. Este decreto le cambia desde hoy el rostro a Chiapas, a Veracruz, a Guerrero, a Michoacán y, antes de que termine el año, a Oaxaca y a Progreso”.

El Decreto declaratorio de los estímulos fiscales que gozarán quienes inviertan en las Zonas Económicas Especiales (ZEE) va acompañado del pliego con los beneficios fiscales para atraer empresas “ancla” o tractoras de sectores de elevada productividad.

En una década se prevén 73 proyectos de transporte y logística y 8 de energía y agua en las ZEE de México. Se consideran dos proyectos aeroportuarios, 46 portuarios, seis ferroviarios, 15 carreteros y dos centros logísticos.

Además de los estímulos, se buscará fortalecer el encadenamiento productivo y potenciar la derrama económica y tecnológica de la región mediante políticas complementarias.

 

 

tfo

CARGANDO...