Investigan a todos los policías de Chilpancingo por presunta desaparición forzada y tortura

investigan a todos los policias de chilpancingo por desaparicion forzada y tortura

(Foto: Noticieros Televisa)

Policías de Chilpancingo, Guerrero, están acusados de desaparecer a por lo menos siete jóvenes durante los últimos diez días de diciembre, debido a esto, todos los elementos municipales son investigados por desaparición forzada y delincuencia organizada.

Son 110 los policías que están en activo y están bajo investigación”, informó Roberto Álvarez Heredia, vocero del Grupo de Coordinación Guerrero.

Documentos del Secretariado Ejecutivo del Consejo Estatal de Seguridad Pública advierten que Esteban Espinosa Montoya, secretario de la Policía de Chilpancingo, y el subsecretario Edmundo Salinas Meneses, no aprobaron los exámenes de control de confianza en 2016.

Esteban Espinosa Montoya fue nombrado secretario de Seguridad de Chilpancingo en 2015, meses después, por el temor a que la delincuencia organizada penetrara la corporación, el entonces alcalde, Marco Antonio Leyva, le exigió que certificara a todos sus elementos.

En Punto presenta fragmentos de una reunión, en febrero de 2016, en la que el alcalde cuestiona al secretario de Seguridad de Chilpancingo, Esteban Espinosa Montoya, sobre la certificación de sus elementos.

Alcalde:¿Cuándo los van a evaluar otra vez, a certificar?

Secretario: A los compañeros ya en este mes, este año nos certifican a 20.

Alcalde: No quiero solamente certificaciones estatales, quiero certificaciones federales, sin excusa ni pretexto, quiero que todos estén certificados bajo criterios federales.

El alcalde también le exigió que todos sus elementos debían contar con capacitación para que ninguno se sumara a las filas de los grupos criminales.

“Secretario por favor, capacitados en materia de Derechos Humanos, y tener las certificaciones que tú estás manejando con la Federación”, subrayó el alcalde.

Eso no ocurrió. En abril de 2016, el secretariado ejecutivo le notificó que sus dos principales mandos en la Secretaría de Seguridad Pública no fueron certificados, pero a pesar de los resultados, continuaron en el cargo.

Para nosotros es una burla como familiares y es una ofensa, queremos que todo se investigue, que todo llegue a su fondo”, exhortó Natividad Patrón Ramos, hermana de uno de los jóvenes desaparecidos en Chilpancingo, Guerrero.

El temor del exalcalde, de que los grupos criminales penetraran la Policía surgió los primeros días de su administración cuando recibió amenazas del presunto jefe criminal en Chilpancingo.

Marco Antonio Leyva denunció las amenazas en la Procuraduría General de la República (PGR). En la averiguación previa quedó asentado que los criminales le pidieron miles de pesos y cumplir con otras condiciones.

La presión era para colocar a algunas personas dentro de la administración pública municipal en cargos dentro de las áreas de seguridad pública”, precisó el exalcalde de Chilpancingo, Marco Antonio Leyva.

Dos años después, el Ejército tiene el control de la seguridad pública en Chilpancingo porque los policías municipales y sus mandos están acusados de desaparecer y torturar jóvenes.

Con información de Marco Antonio Coronel

LHE

CARGANDO...