Estudiantes y veteranos de guerra de Zimbabue exigen la renuncia de Mugabe

Estudiantes y veteranos de guerra de Zimbabue exigen la renuncia de Mugabe

Terrence Chari posa mientras imita una pintura del presidente zimbabuense Robert Mugabe en Mbare Harare (AP)

Universitarios, veteranos guerra y asociaciones civiles de Zimbabue exigieron la renuncia del presidente Robert Mugabe, un día después de que desafió la presión para dimitir, incluso anunció que presidirá en diciembre el próximo congreso de su partido, del cual ya fue destituido.

Los estudiantes de la Universidad de Zimbabue tomaron este lunes las calles de Harare en protesta por la continuidad del presidente, quien la víspera rechazó dimitir a pesar del ultimátum dado por su partido, la Unión Nacional Africana de Zimbabue-Frente Patriótico (ZANU-PF) para que renunciara antes de este mediodía

“Queremos empezar de cero y es que recibimos títulos que no valen nada ya que no hay trabajo”, dijo uno de los universitarios en nombre de todos sus compañeros que también exigen que la esposa de Mugabe, Grace, renuncie al título de doctora en sociología que le otorgó la Universidad de su país en 2014.

Un grupo de veteranos de la guerra de la independencia de Zimbabwe también reclamó la dimisión inmediata de Mugabe, en el poder desde 1980, además convocó nuevas manifestaciones masivas hasta lograr que el presidente deje el cargo.

Soldados de Zimbabue impiden a manifestantes llegar al palacio presidencial de Mugabe
Soldados de Zimbabue impiden a manifestantes llegar al palacio presidencial de Mugabe. (EFE)

Soldados de Zimbabue impiden a manifestantes llegar al palacio presidencial de Mugabe. (EFE)

Mugabe, de 93 años, sufre una “pérdida clínica de la noción de la realidad, dijo el líder de los veteranos, Christopher Mutsvangua, quien consideró que el mandatario lleva 37 años en el poder y “no debería seguir ni 37 segundos más. Su tiempo se ha acabado, enfatizó.

Asimismo, asociaciones civiles de Zimbabue llamaron este lunes a llevar a cabo nuevas manifestaciones en todo el país para exigir la inmediata dimisión del Mugabe, quien la víspera en un mensaje televisado a la nación se negó a renunciar desafiando al partido gobernante,  según la televisora estatal ZBC.

El mandatario, quien sufrió el miércoles pasado un golpe militar que colocó bajo arresto domiciliario, fue destituido la víspera como líder del partido gobernante que él mismo fundó y fue sustituido por el vicepresidente Emmerson Mnangagwa, en el primer paso para forzar su salida del poder.

Además, la ZANU-PF dio a Mugabe un ultimátum para que dimitiera antes del mediodía de este lunes o de lo contrario se iniciará un proceso de destitución en el Parlamento, donde el partido gobernante tiene mayoría.

Reino Unido y Estados Unidos alertan sus ciudadanos Zimbabue
Constantine Chiwenga, jefe del Ejército, habla con Robert Mugabe, presidente de Zimbabue. Reuters/Archivo

Ejército golpe estado Zimbabue

Tras haber expirado el plazo para que dimitiera el presidente, parlamentarios de la ZANU-PF se reúnen este lunes en la sede del partido para discutir si ponen en marcha en el Parlamento un proceso para destituir a Mugabe.

El líder opositor de Zimbabue, Morgan Tsvangirai, llamó este lunes a iniciar un proceso de diálogo con todos los actores políticos para decidir el futuro del país tras el golpe de Estado, el pasado 14 de noviembre, además pidió que las elecciones previstas para 2018 se celebren con la supervisión de la comunidad internacional.

La crisis política en Zimbabwe comenzó el pasado 6 de noviembre, cuando Mugabe destituyó al vicepresidente Emmerson Mnangagwa, una decisión que fue interpretada como un intento por asegurarse de que su esposa sería su sucesora al frente del país.

miles personas protestan zimbabue presidente mugabe
Protestas en Zimbabue contra el presidente, Robert Mugabe. (EFE)

Protestas en Zimbabue contra el presidente, Robert Mugabe. (EFE)

PARTIDO DE MUGABE SOMETERÁ SU CONTINUIDAD

La Unión Nacional Africana de Zimbabue-Frente Patriótico (ZANU-PF) de Robert Mugabe someterá su continuidad en la presidencia del país a una moción de censura en el Parlamento, donde tiene la mayoría, informaron fuentes de la agrupación.

La decisión llegó después de que el domingo el Comité Central del partido, cofundado por Mugabe, diese un ultimátum al presidente para dimitir voluntariamente y dar así una salida constitucional a la crisis que atraviesa el país, controlado por los militares desde la semana pasada.

Unos 230 de los 260 miembros del grupo parlamentario oficialista se reunieron hoy en Harare y aprobaron la decisión, que fue leída a la prensa en una breve comparecencia sin preguntas.

“El partido ha pedido al jefe del grupo parlamentario que lleve adelante el procedimiento de moción de censura contra Robert Mugabe”, comunicó el portavoz de la ZANU-PF y ministro de Información, Simon Khaya Moyo.

La ZANU-PF informó, además, que se ha notificado del cumplimiento del plazo a Mugabe, quien aun así no dimitió, por lo que el proceso parlamentario se iniciará a partir de este martes.

Leer más: Presidente Mugabe da discurso rodeado de militares y no anuncia su renuncia

Este domingo, además de anunciar el ultimátum, la ZANU-PF había destituido al veterano líder –de 93 años y en el poder desde 1980- como número uno de la formación, en una reunión en la que también expulsó a la primera dama, Grace Mugabe, y a sus aliados políticos, entre ellos varios ministros.

En sustitución de Mugabe se nombró al hasta hace dos semanas vicepresidente, Emmerson Mnangagwa, quien también fue propuesto como candidato a las presidenciales de 2018.

Mugabe está "dispuesto a morir por lo que es correcto"
El Ejército de Zimbabue tomó el poder en el país el miércoles (Reuters)

El Ejército de Zimbabue tomó el poder en el país el miércoles (Reuters)

La decisión, sin embargo, deberá ser confirmada en un congreso del partido en diciembre. Pese a que su partido le ha dado la espalda y que las calles de Zimbabue manifestaron masivamente su rechazo el pasado sábado, el presidente evitó anoche dimitir y pidió devolver el país “a la normalidad”, en su primer mensaje público después de que los militares tomaran el control del país la semana pasada.

Precisamente la destitución de Mnangagwa -un incondicional del partido y veterano de guerra a quien se había opuesto Grace Mugabe con la vista puesta en ocupar la Vicepresidencia- es visto como el detonante de la crisis que atraviesa el país.

Solo una semana después los altos mandos de las Fuerzas Armadas anunciaron que tomarían “medidas correctivas” si continuaban las “purgas” en el partido.

Al día siguiente los tanques marcharon en dirección a Harare y desde la noche del martes al miércoles Mugabe permanece confinado en su casa por los militares, que anoche le acompañaban durante la lectura de su discurso.

Con información de Notimex y EFE

HVI

CARGANDO...