ENTRETENIMIENTO Y ESPECTáCULOS

EMAs 2021 sellan su apuesta por la igualdad en una Hungría en retroceso

Los Europe Music Awards (EMAs) remarcó desde el inicio de la gala la igualdad y la visibilización de los derechos del colectivo LGBTQ+, mermados en Hungría

  • La gala que por número de premios encontró en Ed Sheeran y BTS a sus máximos ganadores, con dos y cuatro galardones respectivamente
  • “Medellín ya no es Pablo Escobar nunca más, es ‘Maluma, baby’ y J Balvin”, reivindicó el colombiano en su discurso, antes de darse literalmente un baño de masas

Prometía ser una gala por la igualdad y por la visibilizarían de los derechos del colectivo LGBTQ+, mermados en Hungría, y la vigésimo octava edición de los Europe Music Awards (EMAs) lo remarcó desde el inicio: “Esto se trata de respeto y de ponernos en pie a su favor”, dijo la presentadora, Saweetie.

Te recomendamos: Por primera vez pareja homoparental consigue adopción en Morelos

Así, en una gala que por número de premios encontró en Ed Sheeran y BTS a sus máximos ganadores, con dos y cuatro galardones respectivamente, se vio también triunfar a la diversidad gracias por ejemplo a la primera actuación de su historia de una artista transexual, la joven alemana Kim Petras, quien se plantó de látex verde en el Papp László Budapest Sportaréna.

Fue una parte más de una declaración global de MTV, igual que el arcoíris de colores del logotipo de este año, con el rosa bien presente, o la presencia de Olly Alexander, líder de Years & Years y protagonista de la reivindicativa serie “It’s a sin”, quien ha mostrado su apoyo a la adopción por parte de parejas homosexuales, porque “familia es familia”.

Ahí estuvieron asimismo Imagine Dragons, cuyo vocalista, Dan Reynolds, es abiertamente gay, y sobre todo los integrantes de Maneskin, subvirtiendo los estereotipos clásicos de vestuario según el género, con su vocalista luciendo liguero y medias.

“Al crecer como gay en una comunidad de clase trabajadora, poder ver referencias en la TV me sirvió de gran ayuda (…)”, señaló Chris McCarthy, presidente de la cadena, cuando se anunció la sede de este año y defendió la decisión pese a las políticas emprendidas por el gobierno húngaro en menoscabo de los derechos de los homosexuales.

Se trataba de llevar ese mensaje al corazón de este país y, para ello, este año también se rendió homenaje con el premio “MTV EMA Generation Change Award” a los jóvenes de todo el mundo que luchan por promover “la igualdad y el amor” mientras combaten las políticas anti-LGBTQ+.

“Simplemente están reivindicando el derecho a querer a quien quieran”, subrayó en un vídeo la actriz Drew Barrymore, que es “en parte húngara”, en reconocimiento a los cinco activistas ganadores de países como Irak o Hungría, quienes lanzaron un claro mensaje: “No les permitamos devolvernos al armario”.

Ed Sheeran y BTS, máximos ganadores

 

El palmarés, a menudo solo una excusa para disfrutar del espectáculo entre premio y premio, coronó a Ed Sheeran con algunos de los galardones más importantes, el de “mejor artista” y el de “mejor canción” por “Bad Habits”, mientras que la banda surcoreana BTS se hizo con los de “mejor grupo” y “mejor artista pop”, así como con los de “mejor artista de K-Pop” y “mejores fans”.

A diferencia de Justin Bieber, el máximo nominado, que se fue de vacío, Lil Nas X materializó su candidatura a “mejor vídeo” con el controvertido “MONTERO (Call Me By Your Name)”. Ausente, ha agradecido el premio en un mensaje en el que olvidó su condición de icono LGTB precisamente hoy.

“Mucha gente nos dijo que nunca llegaríamos a algo: supongo que os equivocabais”, celebraron los ganadores de Eurovisión 2021, los italianos Maneskin, al recoger el premio en la categoría de rock.

Respecto al resto de géneros, Nicki Minaj se hizo con el de “hip hop“, YUNGBLUD con el de “música alternativa”, David Guetta con el de “electrónica” y Maluma con el de “mejor artista latino”.

“Medellín ya no es Pablo Escobar nunca más, es ‘Maluma, baby’ y J Balvin”, reivindicó el colombiano en su discurso, antes de darse literalmente un baño de masas y acabar empapado entre una veintena de bailarinas con la puesta en vivo de su “MAMA TETEMA”.

Otros muchos dejaron su nombre grabado por primera vez en los EMAs, como Saweetie, designada artista revelación en detrimento del puertorriqueño Rauw Alejandro, mientras que Olivia Rodrigo se llevó el reservado a las figuras pujantes que impulsa MTV (“Best Push”).

Por último, Doja Cat y SZA fueron acreedoras de la distinción a la mejor colaboración por el tema “Kiss Me More” y Billie Eilish ha sido reconocida por el “vídeo con mensaje positivo” por “Your Power”.

Tras el paréntesis pandémico de 2020 y el multitudinario concierto de ayer en la Plaza de los Héroes de Budapest con OneRepublic, esta fue la primera ceremonia con actuaciones en vivo, con tiempo para valores jóvenes como la afinada y jovial Griff, para la enigmática puesta en vivo de la noruega girl in red o para YUNGBLUD.

Los pesos pesados fueron otros, no obstante, por ejemplo Ed Sheeran, encargado de abrir fuego en un traje multicolor y acompañado por su banda (hechos ambos pocos habituales) para interpretar “Overpass Graffiti” y, más tarde, “Shivers”.

Entre medias han irrumpido Saweetie, descendiendo sobre el escenario convertida en nueva estrella (polar) del rap, e Imagine Dragons, que contribuyeron a redondear el acento roquero de la noche junto a Maneskin, los cuales han presentado su tema “MAMMAMIA”, prendiéndole fuego esta noche a otro escenario europeo.

Con información de EFE

RVC