Duterte dice que bromeaba sobre aumento de violaciones por mujeres bonitas

Duterte dice bromeaba sobre violaciones a mujeres bonitas

Rodrigo Duterte y Benjamin Netanyahu durante una reunión en Jerusalén (Reuters)

El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, aseguró que bromeaba cuando hace unos días sugirió que si ha subido el número de violaciones en una ciudad de su país, puede deberse a que hay “muchas mujeres bonitas”, según palabras suyas en la visita oficial que realiza en Israel que fueron recogidas hoy por la emisora de radio israelí Kan.

La semana pasada, el presidente dijo que “si hay muchas mujeres bonitas, habrá también muchos casos de violación”, en respuesta a datos de la policía que apuntan a la ciudad de Davao como la de mayor índice de casos de violación del país.

Según la emisora Kan, que citó a fuentes de la prensa extranjera que cubrió evento ya que no se permitió el acceso a la prensa local, el presidente alegó que bromeaba y que en democracia se supone que está permitida la libertad de expresión, durante un evento celebrado ayer en un hotel de Jerusalén con unos 1.500 filipinos residentes en Israel.

Algunos periodistas internacionales aseguraron que los asesores de Duterte le pidieron que rebajara el tono de su discurso.

Duterte dice bromeaba sobre violaciones a mujeres bonitas
Rodrigo Duterte asiste a una ceremonia en honor a judíos muertos por nazis (Reuters)

Rodrigo Duterte asiste a una ceremonia en honor a judíos muertos por nazis (Reuters)

“(El presidente de Estados Unidos, Donald) Trump es un buen amigo mío”, expuso el mandatario filipino y se disculpó por “pronunciar esas palabras” sobre el expresidente Barack Obama, al que en el pasado se ha referido como “hijo de puta”.

Famoso por su retórica agresiva, el mandatario de 73 años, inició anoche una visita oficial a Israel de cuatro días acompañado por una imponente delegación de 400 personas, entre ellas ocho ministros y más de 150 empresarios, y con una agenda oculta en el campo de la seguridad, apuntaron los medios locales.

Denuncian a Duterte ante La Haya por crímenes en guerra contra las drogas

Hoy tenía previsto un encuentro con el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, y la protocolaria visita al Museo del Holocausto (Yad Vashem).

ISRAEL Y FILIPINAS COMPARTEN PASIÓN POR LA PAZ: DUTERTE

El presidente filipino, Rodrigo Duterte, dijo durante su visita oficial a Israel, y en presencia del primer ministro, Benjamín Netanyahu, que ambos países comparten “la misma pasión por la paz”.

Israel como Filipinas “comparten la misma pasión por los seres humanos y la misma pasión de no permitir que nuestros países sean destruidos por los que tienen ideologías corruptas”, dijo también en unas declaraciones recogidas en vídeo por la Oficina de Prensa del Gobierno israelí.

El mandatario filipino hizo esas declaraciones poco antes de la firma, junto a Netanyahu, de tres acuerdos bilaterales en tres áreas: comercio, ciencia y asistencia de enfermería.

El primer ministro israelí señaló la importancia de la firma de los acuerdos, especialmente el relacionado con la asistencia.

Ha habido un fenómeno notable en los últimos años en Israel por el que miles y miles de familias con ancianos a su cargo se han beneficiado de la ayuda de trabajadores filipinos. Yo soy una de esas familias, señor presiente”, compartió Netanyahu, cuyo padre fue cuidado hasta su muerte a los 102 años por una filipina.

Netanyahu agradeció la visita del dirigente, la primera de un presidente filipino, recordando el “papel excepcional de Filipinas al recibir a refugiados judíos durante el Holocausto”.

“Recordamos que Filipinas fue el único país asiático que votó por el establecimiento del Estado de Israel en la resolución de la ONU de 1947″, agregó.

Pierde apoyo la ‘guerra’ contra las drogas de Duterte

La visita oficial de Duterte a Israel está teniendo un perfil público bajo, la jefa de la oposición, Tzipi Livni, lo calificó de “persona muy problemática”, y la prensa informó de que el presidente filipino tiene en este viaje una agenda no revelada relacionada con la seguridad.

El polémico mandatario filipino, de 73 años, ha sido acusado de violación de los derechos humanos en su letal lucha contra las drogas, que ha dejado miles de muertos.

Con información de EFE

HVI

CARGANDO...