CRIMEN Y SEGURIDAD

Detienen a excanciller de Nicaragua, opositor a Daniel Ortega

El excanciller "presuntamente ha realizado actos que menoscaban la independencia, la soberanía y la autodeterminación de Nicaragua

El excanciller de Nicaragua, Francisco Aguirre Sacasa, vinculado a sectores de la oposición al gobierno de Daniel Ortega, fue detenido por la policía que lo investiga por supuestos delitos contra el Estado, informó el jueves el Ministerio Público.

Te recomendamos: Canadá sanciona a 15 altos cargos de Nicaragua, incluida la hija de Daniel Ortega

En un comunicado, la entidad indicó que el también exembajador de Nicaragua en Washington durante el gobierno del liberal Arnoldo Alemán (1997-2001) permanecerá 90 días bajo “detención judicial” para ser investigado, aunque no reveló en qué lugar se encuentra.

Más temprano, la opositora Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB) había denunciado el “secuestro” de Aguirre Sacasa, “detenido injustificadamente por la Policía, al aplicar la inconstitucional Ley 1055”. Las autoridades no habían confirmado sin embargo su aprehensión.

Según la Fiscalía, al exministro se le investiga “por tener indicios de que ha atentado contra la sociedad nicaragüense y los derechos del pueblo”. Son los mismos cargos imputados a la mayoría de otros 29 opositores detenidos recientemente, entre ellos siete aspirantes a la Presidencia que pretendían disputar el poder a Ortega en las elecciones del 7 de noviembre.

El excanciller “presuntamente ha realizado actos que menoscaban la independencia, la soberanía y la autodeterminación de Nicaragua.

Públicamente ha incitado en distintos foros a la injerencia extranjera en los asuntos internos, proponiendo bloqueos en contra del país y sus instituciones. Asimismo, ha celebrado la imposición de sanciones contra el Estado de Nicaragua y sus ciudadanos”, agregó el comunicado oficial.

La oposición acusa al excomandante Ortega, de 75 años, de haber ordenado el arresto de sus adversarios para “despejar el camino” que le permita alcanzar su tercera reelección e iniciar un cuarto mandato consecutivo en enero de 2022.

Ortega asegura que los opositores presos son “criminales” y “terroristas”, y los acusa de haber participado en las protestas sociales de 2018, que su gobierno califica como “un fallido golpe de Estado” organizado por Estados Unidos para derrocarlo.

Con información de AP

HAVJ