Viernes Santo: Asisten 8 mil personas al mercado de La Nueva Viga

La Policía capitalina les prohibió ingresar con vehículos. En los cinco filtros de acceso los compradores tuvieron que formarse, antes de ingresar les daban cubreboca y gel antibacterial
Viernes Santo: Se duplica asistencia de clientes al mercado La Nueva Viga FOTO Cuartoscuro

Este Viernes Santo 8 mil personas estuvieron en el mercado de pescados y mariscos de La Nueva Viga. El jueves fueron 4 mil. La mayoría no respetó las medidas por la contingencia del coronavirus COVID-19.

Te recomendamos: Sonora emite nuevas medidas obligatorias para que ciudadanos se queden en casa

Buenas tardes, nuevamente se les informa que para tener acceso a la pescadería se les invita participar por medio de la fila, también se les informa guardar compostura para evitar desmanes, se les informa también que niños menores de 15 años y adultos mayores no podrán ingresar, niños menores de 15 años y adultos mayores no podrán ingresar”, se escuchó en el altavoz por parte de la alcaldía Iztapalapa.

Desde las 6 de la mañana miles de personas comenzaron a llegar a La Nueva Viga por Eje 6 Sur.

La Policía capitalina les prohibió ingresar con vehículos. En los cinco filtros de acceso los compradores tuvieron que formarse, antes de ingresar les daban cubreboca y gel antibacterial.

Además, negaban el acceso a menores de edad y adultos mayores.

Al interior del Mercado La Nueva Viga, cada uno de los establecimientos tenía una afluencia mayor a las 30 personas, ninguno guardaba la sana distancia y pocos usaban cubreboca.

Cada año venimos hacer las compras para ahora la Cuaresma, sin embargo hoy vivimos una contingencia sanitaria. Sí está peligroso, sí es un riesgo, pero es como una tradición y pues como que no se acostumbra uno a dejarla”, dijo el señor Fernando Salazar.

En la parte central y última del mercado, la afluencia de personas era mayor.

Recorrer cada uno de las pasillos era difícil ante cientos de personas que se encontraban comprando o vendiendo al mismo tiempo.

En este lugar no solo había adultos mayores, también bebés en brazos de sus padres. Todos los negocios estuvieron saturados.

Sí es riesgo para ellos salir, peor lo hacemos para convivir un rato con la familia ya que no salimos”, dijo la señora Gisela Hernández.

Señora hoy vivimos una contingencia sanitaria, ¿vale la pena venir a comprar?… Si, pues ya, de algo nos vamos a morir”, destacó la Georgina Saldivar.

Algunos de los asistentes sabían del riesgo en el que se encontraban.

Vale la pena el riesgo por el antojo y la familia para quitarles un antojo”, dijo el señor Óscar Castro.

Los vendedores del mercado, por varias horas, no se dieron abasto ante tantos compradores. Muchos de ellos se encontraban en sus puestos con familias enteras, desde niños y adultos mayores.

Viernes Santo: Se duplica asistencia de clientes al mercado La Nueva Viga FOTO Cuartoscuro

Yadira López acudió a vender acompañada de sus hijos, pues dijo, no tiene con quién dejarlos.

El gobierno de la Ciudad de México lamentó que las personas que acudieran al Mercado de la Nueva Viga, lo hicieron sin medir las consecuencias.

Las personas que van a sitios, como el mercado de la Nueva Viga, no están midiendo las consecuencias y no actúan con la responsabilidad al ir en contra de las medidas solicitadas para atender la emergencia sanitaria. No sólo es en beneficio de la familia, de la comunidad, sino de la ciudadanía en general”, concluyó Rosa Icela Rodríguez, secretaria de Gobierno de la Ciudad de México.

La alcaldía de Iztapalapa repartió en los cinco filtros de acceso 500 kilos de gel antibacterial y dispuso de 20 mil cubrebocas.

Con información de Bogdán Castillo

KAH