Recibe nuestras notificaciones con las noticias más importantes al momento.

Comercio al menudeo en CDMX reinicia por semáforo naranja de COVID-19

Todos los empleados deberán portar cubrebocas, goggles o careta y guantes

Con el cambio al semáforo epidemiológico a naranja, comercios de la Ciudad de México que se mantuvieron cerrados por la contingencia sanitaria, pudieron reabrir al público este lunes, pero con medidas sanitarias.

Te recomendamos: Iglesias católicas en CDMX se declaran en crisis económica tras pandemia de COVID-19

“Hicimos una reducción del acceso, precisamente porque nada más queremos despachar a 3 personas a la vez, pues está el tapete sanitizante que podemos comprar los galoncitos o sanitizarlos con pino o con cloro y ya en seguida esto para que no se resbalen ni tampoco se puedan caer”, declaró Francisco Javier Hernández, gerente de empresa de productos de seguridad industrial.

El acceso para cualquier cliente es exclusivamente con cubrebocas.

Al interior se colocó la señalización en el piso para guardar la sana distancia, así como botellas de gel antibacterial.

El mostrador cuenta con acrílicos de protección y se desinfecta constantemente.

Todos los empleados portan cubrebocas, goggles o careta y guantes.

“A nuestros trabajadores cuando se van a sus casas les obsequiamos a todos guantes, porque sabemos que van en transporte público, vienen cada tercer día, etcétera, etcétera, porque no, no estamos toda la plantilla completa. Aquí son 3 niveles, entonces en los 3 niveles no tengo a más de cierta cantidad de personas, es aforo máximo 3 – 5 personas por nivel y pues de esa manera pues ir en armonía con lo que se está pidiendo”, aseguró Francisco Javier Hernández, gerente de empresa de productos de seguridad industrial.

Pero la reapertura y el reinicio de la actividad laboral, no fue lo que esperaba.

“Primero pensamos que iba a ser un boom porque pues abrimos la tienda, vendemos con los márgenes que teníamos antes, con el volumen que teníamos antes, pero en realidad, pues sí bajo bastante, probablemente estamos vendiendo a un 40% de lo que vendíamos antes”, mencionó Francisco Javier Hernández, gerente de empresa de productos de seguridad industrial.

Asegura que han sido meses difíciles económicamente, en los cuales ha tenido que hacer recorte de personal y reducción de sueldos.

Incorporará la tecnología para lograr incrementar las ventas.

“Ahorita estamos a punto de lanzar nuestra página de internet  y pues invertimos en digitalización, que es algo que antes no estábamos viendo y que ahora tuvimos que ponernos pilas ¿no?”, añadió Francisco Javier Hernández, gerente de empresa de productos de seguridad industrial.

Está convencido de que el consumo local, será lo que fomente la economía y los impulse a salir recuperarse durante los próximos meses del año.

Con información de Cinthya Marin
DGP