Christopher Landau confía en que México cumpla con entrega de agua a Estados Unidos

Desde 1944 ambas naciones pactaron un acuerdo sobre cómo deben repartirse el líquido de los ríos Bravo y Colorado
Christopher Landau confía en que México cumpla entrega de aguas a su país. FOTO Twitter Oficial

México tiene que cumplir con sus obligaciones internacionales en materia de agua con Estados Unidos, ya que desde 1944 ambas naciones pactaron un acuerdo sobre cómo deben repartirse el líquido de los ríos Bravo y Colorado, señaló el Embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau.

Te recomendamos: Gobierno de AMLO acusa a familias y políticos de acaparar agua en Chihuahua

“Nosotros siempre esperamos que nuestros socios cumplan con sus obligaciones bajo sus tratados, sus obligaciones internacionales, como nosotros lo hemos hecho. Es una cuestión de compartir agua entre países vecinos, pues en las regiones fronterizas que están ambas naciones en las cuencas de esos ríos, así que nuestros antepasados en 1944 firmaron este acuerdo y yo espero que los Estados Unidos Mexicanos cumplan con sus obligaciones internacionales, tal como lo hemos hecho nosotros en este caso específico”, dijo.

Al participar de manera virtual, como invitado en la firma del Memorandum de entendimiento entre la Concamin y la American Society of México, que fortalecerá la relación entre México y Estados Unidos en el marco del T-MEC, expresó.

“Es importante que haya certidumbre y confianza en nuestra región.  El T-MEC es algo muy importante para, pues promover el comercio entre nuestras naciones, pero al mismo tiempo, no va a resolver todas las disputas y siempre, como en cualquier familia, habrán disputas muy específicas, se mencionó las plataformas digitales y ambos países tenemos preocupaciones sobre cosas que hacen en el otro gobierno, como siempre lo he dicho, es el interés nacional de Estados Unidos, tener un vecino próspero y seguro, porque nuestra propia prosperidad y seguridad, dependen en gran parte de lo que pasa aquí en México”, insistió Landau.

Afirmó que ambos países tienen una historia compartida y por ende, un futuro común, por lo que en la medida en que trabajen juntos, serán más fuertes y llegaran más lejos.

Con información de Cinthya Marín

KAH