Ver ahora

CDMX hace cambios a programa “Conduce sin Alcohol” por pandemia

El programa "Conduce sin Alcohol" se está implementando de miércoles a domingo en la CDMX

Con la entrada en vigor del semáforo en color naranja, el Gobierno de la CDMX hace cambios a programa “Conduce sin Alcohol” por la pandemia de Covid-19.

Te recomendamos: Pandemia de COVID-19 podría alargarse hasta abril de 2021, en México: López-Gatell

En la Ciudad de México, el programa “Conduce sin Alcohol” se está implementando de miércoles a domingo en, al menos, 15 puntos de revisión distribuidos en zonas de mayor riesgo. El horario del alcoholímetro puede variar según los días, en algunos casos inicia por las tardes.

Desde la semana pasada, el programa “Conduce sin Alcohol”, que se aplica desde hace 17 años en la Ciudad de México, ha tenido diferentes cambios. En esta ocasión, por la pandemia, la entrevista o prueba de aliento que se les realizaba a los conductores antes del examen de alcoholemia quedó suspendida.

“La entrevista la dejamos de efectuar como lo veníamos haciendo y ahora nuestros técnicos aplicadores tratan de detectar indicios como la conducción errática, evasiva o agresiva del conductor, ellos ya son capaces de distinguir estas conductas y entonces le piden al conductor descender del vehículo para aplicarle la prueba de alcoholemia”, dijo Juan Manuel Rios Navarrete, subdirector de Programas Preventivos de Seguridad Vial, SSC-CDMX.

Los operadores del alcoholímetro están obligados a portar cubre boca, mascarilla y guantes desechables… Los automovilistas que bajen de sus vehículos para aplicarse la prueba también están obligados a portar cubre boca, en caso de no traerlo, los policías capitalinos se lo obsequiarán.

“Cuando el conductor es invitado a descender el vehículo porque probablemente podría hacer excedido los límites en la ingesta de alcohol, si no trae mascarilla, un cubre boca, lo proveemos nosotros, lo conducimos al punto de seguridad del puesto del alcoholímetro e implementamos un dispositivo mecánico para que el aparato del alcoholímetro esté alejado entre un metro y medio, dos metros y solo lo opera a distancia nuestro técnico aplicador”, agregó Rios Navarrete.

Cuando un automovilista rebase los 0.40 grados de alcohol en la sangre será trasladado de manera individual al Juzgado Cívico a través de una patrulla para luego remitirlo al Centro de Sanciones Administrativas.

Del miércoles al domingo dos conductores fueron trasladados al Torito.

“Sí hemos encontrado conductores que han rebasado los límites, al menos un par de conductores han sido remitidos al Centro de Sanciones Administrativas”, dijo el funcionario capitalino.

Con información de B. Castillo.
FM