Presunto asesino serial de Tampa es declarado apto para juicio

Juicio a Howell Donaldson III, el joven acusado de ser el presunto autor de cuatro asesinatos cometidos en un barrio de Tampa. (AP/archivo)

El juez estadounidense Mark Wolfe declaró apto para un juicio a Howell Donaldson III, el joven de 25 años acusado de ser el presunto autor de cuatro asesinatos en serie cometidos en un barrio de Tampa (costa oeste de Florida) el año pasado.

Medios de Tampa informaron de que el juez del circuito de Hillsborough anunció su decisión en una audiencia celebrada este viernes, a la que no asistió el acusado y en la que también se fijó la fecha del 30 de octubre para la próxima vista del caso.

Los abogados de oficio del joven habían pedido el pasado abril al juez Wolfe que Donaldson fuera sometido a exámenes psicológicos porque consideraban que podía estar incapacitado para participar e un juicio debido a una enfermedad mental.

Según el diario “Tampa Bay Times”, tres especialistas determinaron por separado que Donaldson entiende el proceso judicial y puede ayudar a los abogados a defenderle en el juicio.

Donaldson puede ser condenado a muerte si es declarado culpable de los asesinatos que aterrorizaron al barrio de Seminole Heights en el último trimestre de 2017.

Cuatro personas que no tenían relación entre sí murieron a causa de los disparos de un hombre en las calles de Seminole Heights a partir del 9 de octubre y a lo largo de un periodo de cinco semanas.

La policía detuvo a Howell Donaldson III el 28 de noviembre debido a una pistola que había dejado en un restaurante de comida rápida en el que trabajaba en Ybor City, en las afueras de Tampa.

Los peritos determinaron que se trataba de la misma pistola usada en los asesinatos de Seminole Heights.

La primera víctima fue Benjamin Mitchell, de 22 años, a quien el asesino disparó mortalmente el 9 de octubre cerca de una parada de la línea 9 de autobuses.

Dos días después, aunque su cadáver no fue encontrado hasta el 13, Mónica Caridad Hoffa, de 32 años, caminaba por el barrio para encontrarse con un amigo cuando murió a causa de varios disparos.

El 19 de octubre, Anthony Naiboa, de 20 años, buscaba una parada de autobús cuando fue asesinado a tiros. El padre de Naiboa, que era autista, había llamado poco antes a la Policía para reportar que su hijo estaba desaparecido.

Con información de EFE.

RAMG