POLíTICA

AMLO declara Acueducto para Nuevo León como asunto de Seguridad Nacional

En el acto realizado en Monterrey, el presidente dijo que quiere que esta obra esté terminada en 9 meses.

  • El Gobierno federal aportará 5 mil millones de pesos, y lo mismo hará el Gobierno estatal.

Ante dirigentes de organismos empresariales, el presidente Andrés Manuel López Obrador presentó este domingo 14 de agosto de 2022 el Plan de Apoyo al Abasto de Agua para Nuevo León.

Te recomendamos: AMLO firmará acuerdo con Samuel García para construir acueducto y llevar agua a Monterrey, NL

Lo primero es construir una gran obra hidráulica, el Acueducto dos de la presa “El Cuchillo”, que llevará 5 mil litros de agua por segundo a Monterrey y su zona conurbada, garantizando el abasto para los próximos 8 a 10 años.

En el acto realizado en Monterrey, el presidente dijo que quiere que esta obra esté terminada en 9 meses, por lo que la declaró de Seguridad Nacional, y llamó a los empresarios interesados en participar a actuar con sentido social y cumplir con los costos, de 10 mil millones de pesos, y los tiempos de construcción.

“La semana próxima vamos a iniciar; es una obra prioritaria que consideramos de Seguridad Nacional, de urgencia, de urgencia, por lo mismo, por lo mismo vamos ahorrar mucho tiempo en los trámites burocráticos, no se trata de gobernar con fines partidistas, es distinto el partido al Gobierno, el partido como su nombre lo indica es una parte, el Gobierno representa a todos, y tenemos que ponernos de acuerdo siempre en estos asuntos que son fundamentales no puede haber banderías partidistas, sectarismos; tenemos que unirnos, sumar voluntades, llamar a esfuerzos, sumar recursos”, dijo López Obrador.

El Gobierno federal aportará 5 mil millones de pesos, y lo mismo hará el Gobierno estatal, este último con apoyo de un crédito de Banobras de mil 500 millones de pesos.

Habrá 3 entidades responsables de la asignación de los contratos: Conagua por el Gobierno federal; el gobernador por el estado, y el presidente de la organización empresarial Caintra, se presenta en la semana próxima la licitación y ese comité decide.

Propuso dividir en 10 tramos e igual número de empresas la obra de 100 kilómetros.

“Que sean empresas de Nuevo León porque no es hacer una obra, y en una de esas obtener mucha ganancia, ¡no!, es que los empresarios de Nuevo León que se han caracterizado por su sensibilidad vuelvan a demostrar en dimensión social, no quiere decir que no van a ganar, pero va a ser una ganancia razonable, estoy seguro, absolutamente seguro que todos van a cumplir en tiempo en calidad y va a hacer una obra de todo el pueblo en beneficio del pueblo de Nuevo León”, indicó López Obrador.

Enfatizó que el gobernador Samuel García ha cumplido con su responsabilidad de ocuparse del tema, pero dijo la magnitud de este asunto, reclama el aporte y la participación de todos, especialmente el llamado lo hizo al sector empresarial para comprender que el uso del agua debe de ser ordenado, equilibrando desarrollo y necesidades de los que menos tienen, para evitar crisis como la actual.

“No se puede pensar nada más en el crecimiento porque eso conduce a la anarquía, se requiere que haya planeación para el desarrollo, y yo creo que está esta situación que se está viviendo va a ayudar a que todos participemos que cuidemos el agua, que tengamos más conciencia de la importancia de este recurso, eso es lo que estamos haciendo en el Gobierno, yo creo que ese es el acento, ese es el subrayado de lo que nosotros estamos llevando a la práctica: democracia, libertad, y justicia social”, afirmó López Obrador.

Este acto se realizó en el parque Niños Héroes de Monterrey, donde se ubica la llamada “Casa Blanca” de la entidad en la que se reunieron el 20 de abril de 1943 el entonces presidente de México, Manuel Ávila Camacho, y el presidente de Estados Unidos, Franklin D. Roosevelt.

El presidente resaltó la lección de ese encuentro en el cual se firmó el programa “Brasero”, con el cual trabajadores mexicanos pudieron acudir de forma legal al vecino país para apoyar con fuerza de trabajo, en un momento en donde se requería ante la carencia de la misma frente a la Segunda Guerra Mundial.

“La lección más importante es que debemos de procurar siempre mantener relaciones de cooperación respeto, respeto a nuestra soberanía, de amistad entre los pueblos de Estados Unidos y México, desde luego procurar resolver de manera pacífica, y mediante el diálogo todas las diferencias, no pelearnos con el Gobierno de Estados Unidos”, mencionó López Obrador.

El gobernador agradeció el apoyo de la Federación ante esta emergencia.

Los presentes aplaudieron en repetidas ocasiones el plan presentado, entre ellos acudieron, Alfonso Romo, exjefe de la Oficina de la Presidencia; Guillermo Dillon, de Caintra, y el presidente del CCE, Francisco Cervantes, así como los secretarios de la Defensa y de la Marina, y el titular de Conagua, entre otros.

Con información de Carmen Jaimes

HAVJ