Hannia fue asesinada con lujo de violencia en Acapulco: tenía 16 años

Hasta el momento, el principal sospecho de su muerte sería un joven con el que estaba saliendo, quien la habría estrangulado luego de una fuerte discusión.
(Getty Images, archivo)

Hannia Guadalupe Márquez Serna, una joven de 16 años que estudiaba la preparatoria, fue hallada sin vida en el interior de su departamento por su madre. Su cuerpo mostraba signos de violencia y señales de haber sido estrangulada.

Te recomendamos: ¿Qué enfrenta México ante el feminicidio y la violencia contra las mujeres?

Hasta el momento, el principal sospecho de este feminicidio sería un joven con el que Hannia estaba saliendo, quien la habría estrangulado luego de una fuerte discusión.

Según las declaraciones de los vecinos, la pareja sostuvo una pelea que desató la violencia y provocó una serie de gritos que resonaron por todo el edificio 1 de la Unidad Habitacional Infonavit Alta Progreso ubicada en Acapulco, Guerrero.

Después, la madre de la menor se encontraría con la puerta de su departamento, el número 10, abierta y con las cosas en su interior desacomodadas.

Adentro de la casa, la mujer halló a su hija recostada en la cama de su habitación con magullones y golpes por todo su cuerpo. La menor se encontraba sin vida y mostraba signos de asfixia.

Tras llamar a las autoridades, estas arribaron al lugar de los hechos conformando un cuerpo por policías municipales, estatales y personal del Servicio Médico Forense, quienes se llevaron a la menor para realizar los estudios correspondientes tras el deceso.

Los vecinos de la menor ofrecieron su apoyo a la familia, y pese a que se espera que las investigaciones avancen, familiares y allegados a la joven reportan que no se ha dado un seguimiento muy formal al caso. Este, según lo mencionan algunos medios de comunicación, se ha tratado con hermetismo.

Aunque se espera que se deslinden responsabilidades del presunto culpable, este hecho suma una muerte a las más de 20 acontecidas en Acapulco bajo delito de feminicidio.

Hannia vivía en la cerrada Dalia con su madre, era jefa de grupo en la Preparatoria no. 2 de la Universidad Autónoma de Guerrero y ahora, sus amigos, familiares y maestros/as buscan esclarecer su asesinato.

Sus compañeros la han recordado con ilustraciones y fotografías en redes sociales a la par que piden que el caso “se vuelva viral” para que puedan dar con el paradero e identidad de su homicida.

 

 

 

Con información de Uno TV/La Silla Rota