Recibe nuestras notificaciones con las noticias más importantes al momento.

¿Cómo ahorrar agua?

Código Espagueti FUENTE: noticieros televisa DESDE: CDMX, México
El agua dulce es un bien finito y escaso. (Getty Images, archivo)

Este 22 de marzo se celebra el Día Mundial del Agua y para tomar conciencia sobre la problemática por su escasez, te aconsejamos cómo ahorrarla.

Es muy fácil abrir la llave del agua para realizar nuestras actividades diarias, pero ¿conoces el gran trabajo que hay para que la tengas en casa?

Llevar el agua al lugar donde vives implica el trabajo de miles de personas, la extracción del subsuelo y un largo traslado, y si a eso le sumamos la escasez, la situación se complica.

El agua dulce es un bien finito y escaso. Contar con ella significa un gran costo ambiental y económico, por lo que no nos podemos dar el lujo de desperdiciarla, al contrario, el gran reto para todos es cuidarla.

La Organización de Naciones Unidas (ONU) recomienda que cada persona debe consumir entre 50 y 100 litros por día; sin embargo, tan solo en la Ciudad de México se consumen 320 litros por habitante, en promedio, según el documento Cuidar el Agua es cosa de Todas y Todos, publicado por el Gobierno de la CDMX.

¡Cuida el agua, no la desperdicies! (Getty Images, archivo)

¿Cómo ahorrar agua?

Para ahorrar agua te recomendamos las siguientes acciones:

  • Cierra bien todas las llaves de agua.
  • Riega jardines y macetas por la noche o muy temprano, para evitar la evaporación del agua.
  • Al regar con aspersores, ajústalos para no regar partes pavimentadas o que no lo necesiten.
  • Recolecta el agua de lluvia para regar las plantas, limpiar la casa o el escusado.
  • Báñate rápido.
  • Cierra las llaves del agua mientras te enjabonas al bañarte, lavarte las manos o lavar los trastes.
  • No te rasures, depiles o cepilles los dientes con la regadera abierta. Puedes usar un vaso con agua.
  • Coloca una cubeta debajo de la regadera mientras te bañas y reutilízala.
  • Instala dispositivos ahorradores o de bajo consumo de agua en regaderas, llaves e inodoros.
  • Si el agua caliente de la regadera tarda mucho en salir, acerca el calentador de agua a la zona del baño o aísla térmicamente la tubería; así ahorrarás agua y gas.
  • Cuando barras la calle hazlo en seco, no utilices la manguera.
  • Usa la lavadora de ropa solo con cargas completas y con el mínimo de detergente.
  • Colecta el agua del lavado y enjuague en cubetas para destinarla a la limpieza de los pisos y al lavado de baños.
  • Si lavas la ropa en el lavadero, reutiliza el agua con la que enjuagas para remojar la siguiente tanda de ropa sucia.
  • Usa poca agua para cocer verduras y no la tires, prepara sopas con ella.
  • Cuando calientes agua, no llenes el recipiente y evita que se derrame o evapore.
  • Haz tus cubos de hielo en charolas flexibles, a fin de removerlos sin ponerlos bajo el agua.
  • Lava tu coche con una cubeta de agua, no con maguera.
  • Revisa periódicamente las llaves del agua y las tuberías, para evitar fugas.
  • Cuando veas fugas de agua en la calle y deficiencias en el suministro, reporta al 5654-3210.
  • Si ves manchas de humedad en paredes y techos son señales de fugas, repáralas e identifica la causa.

El ahorro del agua es tarea de todos. (Getty Images, archivo)

¡Cuida el agua!

  • No utilices la taza del baño como basurero. Evita arrojar colillas de cigarros, pañuelos desechables, toallas femeninas, algodón, etc.
  • Evita que los residuos de comida se vayan por el drenaje.
  • No vacíes el aceite sobrante de tus guisos por la coladera del fregadero.
  • Utiliza la mínima cantidad de detergente (de preferencia biodegradable) y gasta menos agua al enjuagar.
  • Rellena tus propios recipientes de agua, la que venden embotellada incrementa la generación de residuos.
  • Coloca un buen filtro o purificador en tu casa y dile no al agua embotellada. El costo por metro cúbico de agua que llega a tu casa es de 20 pesos, lo que equivale a tres botellas de agua, aproximadamente.
  • No arrojes aceite de coche, líquido de frenos o anticongelante al drenaje. Son sustancias altamente contaminantes.
  • Desinfecta y limpia periódicamente los tinacos y las cisternas.
  • Toma conciencia de que el costo que pagas por el agua es inferior a su valor verdadero y que llegará el momento en que costará mucho más, por lo que conviene no desperdiciarla.

No laves tu coche con manguera, gasta más agua de la que necesitas. (Getty Images, archivo)

¡Paga el agua!

Por último, te invitamos a que pagues por el servicio de agua que consumes.

El Sistema de Aguas de la Ciudad de México (Sacmex) tiene un padrón de dos millones 77 mil usuarios registrados, de los cuales, cerca de 45% no pagan su consumo, es decir, más de 934 mil.

Dejar de pagar el agua es amenazar el complejo sistema que permite que cada día llegue el líquido a nuestras casas.

Con información del Gobierno de CDMX.

RMT