#Migrantes

‘Mi compañero ya está muerto’: Desgarradores audios de migrantes perdidos en el desierto

foto Desgarradores audios de migrantes perdidos en el desierto 2 marzo 2019

Patrulla Fronteriza vigila la frontera de Estados Unidos con México. (AP, archivo)

“Mi compañero ya está muerto”, es una de las llamadas que migrantes perdidos en el desierto de Sonora hicieron al 911, en su desesperada y desgarradora búsqueda de ayuda.

Siete mentiras de Trump sobre migración y que muchos creen

Los reporteros Leah Varjacques y Jessia Ma del diario The New York Times revelaron los desgarradores audios de las llamadas que realizan al 911 los migrantes que cruzan hacia Estados Unidos, por el desierto de Sonora.

Todos los días, los migrantes perdidos en el desierto fronterizo llaman al 911 con la esperanza de evitar el terrible destino que tuvieron miles de personas que cruzaron antes que ellos”.

Los periodistas denunciaron que “hay una crisis en la frontera, pero no se trata de la invasión criminal que Donald Trump quiere hacernos creer”.

Con ayuda de un mapa interactivo, el trabajo “representa la llamada de un migrante al 911 del Departamento del Alguacil en el condado de Pima, de julio a diciembre de 2018”, cada punto es el “sitio en el que se ha encontrado el cadáver de un migrante”.

Los mensajes de los migrantes mexicanos y centroamericanos al servicio de emergencia son realmente desgarradores; a continuación, te enlistamos algunos de ellos.

¿Bueno? ¿Bueno? Me estoy muriendo, ¡me estoy muriendo! Me estoy muriendo. Se me está parando el corazón ya”.

“Ya no tengo agua, pero no he comido en dos días. Ya no puedo caminar, me duelen mucho las rodillas, ya no las aguanto”.

“Ayuda, ayuda, por favor. Estoy perdido en el desierto. Me llamo Melvin, necesito agua”.

“Estoy vomitando sangre. Tres días caminando y ya no tengo nada. Estoy sola, no tengo nada. Solo puras montañas donde estoy”.

“Nos vamos a morir en este desierto, nos estamos desmayando. Estamos en las últimas”.

“¿Usted tiene la localización dónde estamos?”.

“Yo ahorita tengo 17 años. Estoy solo, completamente solo, ya llevo siete días y llevo dos días sin beber agua”.

“Estoy perdido… Ya me estoy muriendo”.

“Estoy aquí tirado en el desierto. Estoy en el desierto. Tengo cinco días de no comer”.

“Mi compañero ya está muerto. Es que estaba bien, bien, enfermo y ahorita ya está muerto”.

Con este trabajo, los reporteros exhiben “La respuesta mortal de Estados Unidos a la migración”, como titularon el texto. Como ejemplo, tomaron el caso de Scott Daniel Warren, un activista que, por ayudar a los migrantes con agua, alimentos y alojamiento, fue detenido y está en proceso de ser enjuiciado.

Enjuician a activista de EU por dar agua, alimento y alojamiento a migrantes

Puedo pasar 20 años encarcelado por hacer trabajo humanitario”, comentó Warren.

“La Patrulla Fronteriza encuentra, en promedio, los restos de 375 migrantes cada año; una cifra mayor que el número de personas asesinadas en El Paso en los últimos veinte años. Pero no se tiene un registro exacto de las muertes en la frontera, pues solo se cuentan los cadáveres que los agentes encuentran, lo que puede excluir a miles”, señala el diario.

Con información de The New York Times.

RMT

CARGANDO...