Inicio  /  Historias
DEPORTES

¿Quién es el abanderado de Tonga y por qué sorprendió en los Juegos Olímpicos Tokyo 2020?

Además de deportista, Pita Taufatofua es ingeniero y representante de la UNICEF

Durante la ceremonia de los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020, las distintas delegaciones, así como los deportistas y participantes comenzaron a viralizarse en redes sociales, sin embargo fue el abanderado de Tonga quien tomó el protagonismo por su físico catalogado como “espectacular” por los cibernautas.

Te recomendamos: ¿Qué música se escuchó en la inauguración de los Juegos Olímpicos Tokyo 2020? Aquí la playlist

Pita Taufatofua, quien se convirtió en una celebridad olímpica desde Río 2016 y Pyeongchang 2018 volvió a sorprender a las audiencias mostrando su torso desnudo en la ceremonia inaugural.

Esto provoco que en tendencias comenzara a surgir la pregunta sobre quién era el mítico abanderado de Tonga que, con aceite de coco, lució sus pectorales.

Al igual que sucedió en las ceremonias anteriores, Pita causó un boom en espacios como Facebook, Instagram y Twitter, en donde los memes y comentarios por su físico no se hicieron esperar.

Además se destacó que el aceite de coco usado por el Maracaná era un distintivo en sus apariciones deportivas, por lo que junto a la bandera de su país y su ta’vala (estera tongana) este aspecto fue destacado en las redes.

Pita Taufatofua, la celebridad mundial

Conocido también como Pita Tofua, este deportista australiano es reconocido por sus participaciones en taekwondo y esquí de fondo.  Después de su primera aparición en una inauguración olímpica, con los juegos de Río 2016, saltó a la fama al obtener más de 45 millones de menciones tan solo en Twitter.

Pese a que nació en Australia, su vida se desarrolló en Tonga, comenzó a practicar taekwondo a los cinco años de edad y actualmente reside en Nueva Zelanda.

Como competidor en esta disciplina detalló en algunas entrevistas que “no tenía idea del marketing que se haría sobre su imagen” ni del impacto que ésta causaría para los cibernautas, pues su única intención había sido la de mostrar los “mil años de historia de su país” durante las inauguraciones pasadas.

En estas portó la indumentaria de la danza me’etu’upaki que es ejecutada únicamente por varones. En ella se recurre al uso de aceite en el toroso para destacar la fortaleza de los danzantes en medio de ceremonias de gran importancia nacional.

Tras ser eliminado de Río participó en los juegos de invierno en Pyeongchang 2018, donde entrenó para ser esquiador de fondo. A este punto de su vida ya era el primer atleta de Tonga en competir a nivel olímpico y, pese a las bajas temperaturas, portó únicamente su indumentaria tradicional en la ceremonia de apertura.

En estos juegos completó la carrera de estilo libre de 15 kilos y quedó en el puesto 114 de 119.

Ahora, a sus 37 años, intentó participar en la prueba de 200 m K1 del canotaje para convertirse en el primer deportista olímpico que competiría en tres deportes diferentes, destacando además su profesión como ingeniero y representante de la UNICEF.