De Cuates

¿Será que la angustia o falta de serenidad que caracteriza a esta era, está asociada con la falta de amistad como ejercicio? ¿Será que la carrera del ego y del individualismo están ganando el terreno?

LOS HOMBRES SOMOS IMBÉCILES

¿Qué es la amistad? pues la palabra viene de amicus, que en latín arcaico fue ameicus y amecus se deriva del verbo amare (amar), amicus y amica, aquellos relacionados con el amor; los que te aman.

El friend del inglés viene del proto-germánico frijōndz; en danés es friunt, en alemán es Freund, …todas estas palabras apuntan a un antiguo significado: “quien ama”.

En México usamos la palabra “cuate” que viene de coatl de origen náhuatl referente a “víbora o serpiente”, y también a “espejo o similar”, quizás se debe a la lengua bífida o gemelar del reptil; así pues, para efectos de este artículo es “parecido” o “similar”. (Alfonso Caso en su libro El Pueblo del sol señala que el nombre de Quetzalcóatl significa literalmente quetzal-serpiente o “serpiente de plumas”, pero como la pluma del quetzal es símbolo de las cosas preciosas, y coatl significa también hermano gemelo (de donde nuestro mexicanismo “cuate”) el nombre de quetzal-coatl se traduce también como “gemelo precioso“… .)

piramide-quetzalcoatl-teotihuacan
Detalles del Templo de Quetzalcoatl de Teotihuacán. c. 1980. (Photo by Harvey Meston/Getty Images)

piramide-quetzalcoatl-teotihuacan

Antes de haber leído esta definición de Quetzalcóatl de Alfonso Caso, Miguel, un amigo que conocí en la universidad, quien es norteamericano de padres mexicanos, al estar cursando juntos la materia de etnografía, en referencia, me dijo algo así como:

“-¡Güey!¡Eso no es una serpiente emplumada, jajaja! -se reía-. Eso es un símbolo que nadie quiere ver, ¡es la amistad! ¡Es el bello espejo de virtud de la amistad! ¡jajajaj, pendejos!”

Y seguimos caminando mi amigo lleno de virtudes y yo.

Estoy totalmente de acuerdo con Miguel, me pareció una genialidad su comentario. Hoy mas que nunca necesitamos pensar como lo hizo él. Necesitamos narrar de nuevo, y a modo, todo aquello que nos ayude a sentir que somos una cultura llena de virtudes, necesitamos reconocer, una vez más, el grandísimo valor de nuestras culturas prehispánicas (así como las hispánicas, pero esa es otra historia), valor que sigue esperándonos debajo de la piedras.

Esquina-quetzalcoatl-bola
Fotografía de Christian Magaldi. Esq de República del Salvador y Pino Suárez, Ciudad de México, Centro Histórico.

Esquina-quetzalcoatl-bola

Por cierto, es muy interesante que la serpiente sea relacionada al conocimiento tanto para los mesoamericanos como para la cultura judeocristiana aunque entre los nahuas Quetzalcóatl es el inventor de los idiomas, incluso gracias a él el hombre actual se formó y tiene el maíz como sustento, por otro lado, la serpiente judeocristiana es sinónimo de tentación, pecado y fue castigada por el mismo Dios.  Esto no es poca cosa, de hecho, cuando veas un animal de estos piensa en esto que acabas de leer y veamos si reaccionas distinto. No te digo que la acaricies, pero por lo menos que la admires. Si ves una serpiente no grites, ni la agarres a machetazos y te sientas el rey matando al mal de los males, quizás en Mesoamérica las veían y las dejaban pasar como a las vacas en la India, puede que, ¿no?

Sí eres mexicano o centroamericano, o has tenido la oportunidad de tener un amigo de esta región, te hará todo el sentido que Quetzalcoatl o Kukulkán, la gran deidad Mexica- Mesoamericana, signifique lo que me dijo Miguel: El bello espejo de virtud de la amistad.

Somos pueblos amigueros en esencia, el colectivismo que es ingrediente principal de nuestra cultura, ofrece las herramientas necesarias para disfrutar de la vida en conjunto y esto hoy no es poca cosa, es un recurso cultural que escasea en el “primer mundo”.

amistad
circa 1965. (Photo by Susan Schiff Faludi/Three Lions/Getty Images)

amistad

Cuando te encuentras con un amigo es porque te encontraste una parte de ti en él, entonces opera una ilusión muy particular de compartir puntos de vista, rolas, carcajadas, proezas, penas y glorias, sientes que una parte de ti se la lleva tu amigo y tú te quedas con otra parte de él. La soledad desaparece, empieza el juego humano de la compañía, del grupo, de ir pareciéndonos, de ir descansando juntos en la responsabilidad de la conciencia, de intentar juntos, estar con tus similares, con tus semejantes.

Observen a los niños como se esmeran en ver el mundo desde la perspectiva de alguien más. Es ahí donde se gesta la capacidad de la empatía en la niñez temprana, siendo ese el ingrediente fundacional de la amistad, ¿y qué neuronas son las responsables de que esto ocurra? ¡Las neuronas espejo! jajajaja ¿ya ven? México sí es the shit, jajaja, ¡a huevo!

Hay una epidemia que quiere derrotar a la amistad, no hay que temerle, solo hay que ganarle la partida. La realidad está ensimismada en que la amistad pierda fuerza, el individualismo engañoso que distrae la gran verdad humana, el gran tesoro de la vida: la confianza plena en el otro, esa es también fuente de la amistad.

Entre amigos de redes sociales y likes se disfraza la nueva versión de amistad, se ve a todas luces desnutrida y maltrecha, simplemente da lástima. Seamos nosotros los protectores de la amistad de carne y hueso, la que viene del paro y la banqueta, de la patineta y bicicleta, de ojos y tacos, de jugar a la pelota, de bailar, jugar, beber, comer y cantar, de platicar y juntos llorar, “si güey vas, éntrale, que puedes perder?” sabiendo que todo es solo mero pretexto para saber que nunca estaremos solos en este planeta que flota en este universo infinito, esa es la victoria, ese es el concepto humano más bello y sublime: JUNTOS.

comentarios