Trump propone recortes drásticos en asistencia social para eliminar el déficit

Programa de cobertura médica tendrá recortes masivos en el presupuesto de Trump

El programa de cobertura médica, entre los principales afectados por el presupuesto de Trump. (Getty Images)

La primera propuesta presupuestaria del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, fue presentada al Congreso e incluye drásticos recortes de 3.6 billones de dólares en diez años a programas de asistencia social y cobertura médica para ciudadanos de menores recursos, con los que prevé eliminar el déficit.

La propuesta de Trump parece una declaración de prioridades políticas más que un documento económico.

Entre los principales afectados por el plan de Trump se encuentra el programa Medicaid, que ofrece cobertura sanitaria a los ciudadanos de menores ingresos, y que verá reducidos sus fondos en 610,000 millones de dólares.

El plan para el año fiscal 2018, titulado “Unos nuevos cimientos para la grandeza de Estados Unidos”, que promete eliminar el déficit presupuestario que se prevé cierre 2017 en el 3.1% del Producto Interno Bruto (PIB) a lo largo de una década, plantea, no obstante, aumentos de gasto en las partidas de Defensa y Seguridad Fronteriza.

“Ya no vamos a medir la compasión por el número de programas de asistencia social y el volumen gastado en esos programas. Necesitamos a todo el mundo empujando en la misma dirección”, afirmó Mick Mulvaney, director de la Oficina de Gestión de Presupuesto de la Casa Blanca, en una conferencia de presentación del documento.

Mulvaney insistió en que, a través de la agenda de recorte de impuestos, desregulación, y reducción del peso del Gobierno federal propuesta por Trump se logrará alcanzar un crecimiento medio sostenible a lo largo de la próxima década del 3% anual, algo no visto desde 2005.

“La fea verdad es esta: jamás se podrá equilibrar el presupuesto con el crecimiento actual del 1.9%. Eso no va a pasar”, agregó Mulvaney.

Asimismo, el propuesto reducirá en casi 200,000 millones de dólares el financiamiento del programa de alimentos para familias de bajos recursos conocido como SNAP, del que se beneficiaron 44 millones de personas en 2016, y otorgaría más competencia a los estados para que definan las exigencias de un mínimo de horas trabajadas o la búsqueda de empleo activo de sus beneficiarios.

Trump ha criticado el aumento de programas sociales impulsados por su predecesor, Barack Obama, durante la crisis financiera de 2008 y 2009, puesto que, a su juicio, no incentiva la vuelta al mercado laboral de muchos beneficiados y contribuye al desequilibrio de las cuentas públicas.

El Pentágono obtendría un alza de presupuesto y habría un desembolso de 1,600 millones de dólares para empezar a construir un muro en la frontera con México, una promesa clave de la campaña de Trump para llegar a la presidencia el año pasado.

La propuesta del Gobierno prevé la venta de la mitad de los inventarios de petróleo de emergencia de Estados Unidos, creados en 1975 después de que el embargo de crudo de naciones árabes causó temores de fuertes alzas de precios. El anuncio de presupuesto sorprendió a los mercados de energía y recortó los precios del barril estadounidense.

 

 

 

 

 

 

(Con información de Efe y Reuters)

tfo

comentarios
CARGANDO...