Trump asegura que si Estados Unidos va a una guerra lo hará para ganar

El presidente Donald Trump habla con el Capitán Richard "Rick" McCormack durante una visita por el portaaviones nuclear Gerald R. Ford. (AP)

El presidente Donald Trump habla con el Capitán Richard "Rick" McCormack durante una visita por el portaaviones nuclear Gerald R. Ford. (AP)

El presidente estadounidense, Donald Trump, aseguró que dotará de los recursos necesarios a las Fuerzas Armadas de Estados Unidos para que mantenga la paz y, en caso de guerra, lo hará “para ganar”.

“Le vamos a dar a nuestras Fuerzas Armadas las herramientas que necesitan para prevenir la guerra y, en caso necesario, luchar en guerras con un solo fin. ¿Saben cuál es? Ganar, ganar”, aseguró Trump en un discurso a bordo del portaaviones de propulsión nuclear Gerald R. Ford en los astilleros de Newport News (Virginia).

Trump se sirvió del escenario inmejorable del más moderno portaaviones de la flota estadounidense, que será botado este año, para presentar sin dar detalles su plan para lo que ha dado en llamar “el gran resurgir” militar estadounidense.

La intervención del presidente se da después de que el lunes la Casa Blanca anunciará que pedirá al Congreso un aumento del presupuesto militar para el próximo año fiscal de un 10 %,
equivalente a 54,000 millones de dólares, con el objetivo de ampliar los números de tropas y arsenales.

“Los navíos estadounidenses navegarán los mares. Los aviones estadounidenses surcarán los cielos y los trabajadores estadounidenses construirán nuestras flotas”, aseguró Trump frente a militares y trabajadores de los astilleros que han construido el portaaviones Gerald R. Ford, una fortaleza flotante que ha costado cerca de 13,000 millones de dólares.

El mandatario dijo que va a negociar precios más bajos para armamento, aviones y navíos de guerra con el objetivo de aumentar el arsenal estadounidense a niveles históricos para un tiempo de paz.

Entre otras cosas, Trump prometió que Estados Unidos tendrá 12 portaaviones, por encima de los diez actuales, algo que tiene el objetivo poner fin a varias décadas de reducción de la flota naval estadounidenses y devolverla a niveles que no se ven desde 1998.

El magnate subrayó que el Gerald R. Ford, el último portaaviones de la clase Nimitz, con una tripulación de 4,000 marinos, ayudará a “proyectar poder en tierras distantes”.

“Esperemos que no lo tengamos que usar, pero si tenemos que hacerlo (los enemigos) tendrán un problema”, agregó.

 

 

RAMG

comentarios
CARGANDO...