Se mantiene veda de moluscos en el Mar de Cortés por marea roja

Continúa veda para pesca de moluscos (AP, archivo)

Continúa veda para pesca de moluscos (AP, archivo)

Continúa la veda en la pesca de moluscos bivalvos por la marea roja registrada en el Mar de Cortés. Las autoridades sanitarias detectaron altos índices de toxinas en estos productos marinos que podrían causar la muerte a una persona al momento de consumirlos.

“Encontramos por pruebas rápidas la presencia de una biotoxina marina, la saltitoxina, que es la toxina paralizante; la Comisión de Control Analítico en cuestión de coberturas de la Cofepris, hace el análisis de qué tantas toxinas hay en este caso en los moluscos bivalvos y encontraron que teníamos el máximo valor encontrado o sea alrededor de 58 mil, cuando lo normal es de 800, hicimos un nuevo monitoreo y llegó a subir hasta 158 mil y no ha bajado lo tenemos en 100 mil”, explica Leopoldo Jiménez, director de Protección contra Riesgos Sanitarios.

La veda sanitaria continuará permanente hasta que bajen los volúmenes de toxinas; en los estados de Baja California, Sonora, Sinaloa y Jalisco se mantiene la alerta de no extraer el producto y no consumirlo.

“Este es un florecimiento al gasnotif llamado marea roja, provocada por una microalga, hay microorganismos que llaman filtradores como son todos los moluscos bivalvos, llámale almejas, almeja generosa, callo de hacha, pata de mula, mejillón, etcétera, todos los que son de dos conchas, entonces este fenómeno es algo natural, pero es sumamente toxico. Es la única biotoxina que podría causar inclusive la muerte por parálisis de los músculos de la respiración”, indica Leopoldo Jiménez.

Comerciantes de mariscos de Ensenada no han recibido la alerta de no consumir estos productos marinos, ya que los moluscos bivalvos que se comercializan en el puerto son extraídos en las costas del Pacífico.

La mayoría “del producto que trabajamos nosotros es del Pacifico, los moluscos, la almeja, el ostión, todo lo que es concha lo traen del lado del Pacifico, lo que abarca de San Quintín hasta Guerrero Negro. Entonces no nos está afectando, de momento no nos han dicho que tengamos algún problema”, afirma Luis Ángel Torres, comerciante local.

“Ya los productores ya saben que no pueden extraer ni comercializar, ya pasamos a todos los restaurantes para que no compren productos bivalvos del Golfo porque en el Pacífico no tenemos ningún problema”, destaca Leopoldo Jiménez.

En 2015 se registró una marea roja similar en el Mar de Cortés que dejó a ocho personas intoxicadas por consumir almejas contaminadas. Hasta el momento no se han reportado personas infectadas por ingerir estos productos marinos.

Con información de Jaime López

MLV

CARGANDO...