Remesas dinamizan el sector de la construcción en Yucatán

CIUDAD DE MÉXICO, México, sep. 8, 2016.- La casa de Elizabeth Chan ya quedó terminada. Ella vive en el municipio de Oxkutzcab, en Yucatán, que tiene la tasa más alta de expulsión de migrantes hacia Estados Unidos.

“Hace un mes que pase acá a mi cocina porque antes no la tenía, eran como cuatro palos y de lámina el techo”, relató Elizabeth Chan, madre de migrante.

Poco a poco las remesas que ha enviado su hijo William desde Estados Unidos durante ocho años han traído prosperidad para la familia.

“Eso dicen muchos, que porque ya tengo mi cocina ya soy rica, pero teniendo mi cocina también nosotros ahorramos”, dijo.

En los últimos dos años y gracias a la recuperación económica en EU, los migrantes comenzaron a mandar más dólares, mismos que por la devaluación del peso se convirtieron cada vez en más pesos.

En agosto del 2014, el dólar estaba en 13.11 pesos, hoy está en 18.60, esto permitió que William no sólo construyera la casa de su madre, también está a punto de terminar la suya.

El sector de la construcción es uno de los más dinámicos debido a las remesas.

José Alberto Peraza fue migrante hasta hace diez años, regresó a Oxkutzcab y ahora se dedica a construir casas.

“La mayoría del trabajo que hacemos es de los cuates que están allá, de dos años para acá hemos hecho de 20 a 15 casas terminadas”, relató.

“En el año 2007 fue la mayor cantidad de remesas que se recibieron en Yucatán, recibimos poco más de 135 millones de dólares”, indicó Ángel Basto, quien se dedica a brindar atención a migrantes y forma parte del Instituto para el Desarrollo de la Cultura Maya en el Estado de Yucatán (Indemaya).

Las remesas que se envían a Oxkutzcab han podido costear algunos caprichos. Erick, hijo de Rosa Xool, envió dinero desde San Francisco para construir una alberca y una casa con diseño oriental.

Envío cada 15 días, envío de 800 a 500 dólares, dijo Erick Cauich, migrante yucateco en San Francisco.

Rosa dejó de trabajar hace dos años. Su hijo Erick la jubiló gracias al dinero que le envía desde Estados Unidos.

LHE

comentarios
CARGANDO...