Recep Tayyip Erdogan y su larga carrera política en Turquía

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, declara la victoria del rerefendo histórico que otorgó amplios poderes a la Presidencia (Getty Images)

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, declara la victoria del rerefendo histórico que otorgó amplios poderes a la Presidencia (Getty Images)

El actual presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, tiene una larga carrera política en la que se sustenta su actual liderazgo.

Nacido en 1954 en el seno de una familia modesta y religiosa, Erdogan se enorgullece de sus orígenes humildes, creció en un barrio popular de Estambul, donde fue vendedor ambulante mientras estudiaba administración.

Con 22 años ya tuvo cargos locales en el Partido de Salvación Nacional. En 1994 fue elegido alcalde de Estambul con 40 años, se hizo una fama de gestor serio y eficaz, se dedicó a modernizar la infraestructura, mejoró los servicios y el transporte público y forjó una gran base electoral en la que hoy en día sustenta su liderazgo.

Leer: Turquía decide en referendo cambiar a sistema presidencialista

Como primer ministro de Turquía realizó importantes cambios dentro de la Constitución, abolió la pena de muerte y concedió la libertad religiosa.

El 28 de agosto de 2014 fue electo presidente por el Partido de la Justicia y Desarrollo. El 52% de los votos obtenidos en las urnas le otorgaron la legitimidad de ser un presidente electo por el pueblo y no por el Parlamento como ocurría anteriormente.

Tras esta victoria, Erdogan anunció su intención de modificar la Constitución, sin embargo, en las elecciones de 2014, su partido perdió la mayoría absoluta y el Partido Demócratico del Pueblo, de orientación pro kurda logró entrar al Parlamento y convertirse en una oposición real al poder del llamado sultán.

A partir de ese momento la política de Erdogan cambió, suspendió de forma unilateral el alto al fuego que había alcanzado con los rebeldes del Partido de los Trabajadores del Kurdistán en el sur del país.

A este conflicto se sumó la aparición del grupo terrorista Estado Islámico y Turquía quedó atrapado en medio de la ola de migrantes provocada por los conflictos en Medio Oriente.

En el último año se ha caracterizado por aplicar un gobierno autoritario y conservador, además de promover el islam y permitir que las mujeres usen el velo en cargos públicos, algo que atenta a los principios laicos de Turquía.

A sus 61 años, a pesar de ser el jefe político de Turquía más popular desde el fundador de la nación, Mustafa Kemal Ataturk, Erdogan se ha convertido en un jugador clave que define la política exterior de los países de la región.

Con información de FOROtv

JLR

CARGANDO...