Primera dama japonesa habría fingido no saber inglés para no hablar con Trump

Akie y Shinzo Abe junto al matrimonio Trump en Florida

Akie y Shinzo Abe junto al matrimonio Trump en Florida. (AP, archivo)

El posible desplante de Akie Abe, la mujer del primer ministro japonés, al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, al no hablar con él en inglés durante una cena, se ha convertido este viernes en uno de los temas del día en los medios y las redes sociales niponas.

Trump aseguró esta semana en una entrevista en The New York Times que la primera dama nipona no sabe decir “ni ‘hola'” en inglés y describió como “duro” por la falta de conversación el pasar dos horas sentado junto a ella en una cena del G20 celebrada en Hamburgo a principios de mes.

Sin embargo, la supuesta falta de conocimientos de inglés de Akie Abe ha quedado desmentida hoy por los medios locales y estadounidenses.

Un video de la mujer del primer ministro nipón dando una conferencia de 15 minutos en inglés en Nueva York hace tres años y su participación en una campaña sobre el Sida para la cadena MTV de abril de 2015 han alimentado las especulaciones de que pudo haber fingido no saber el idioma para evitar un diálogo.

Diarios locales como Asahi y The Japan Times se han hecho hoy eco de la anécdota publicada el miércoles y el asunto se ha convertido en un tema de tendencia en las redes sociales japonesas como Twitter, donde la actitud de Aki ha generado tanto críticas por el desplante a Trump como apoyos por negarse a hablar en inglés.

Por su parte, el propio The New York Times publicó un artículo dedicado a los encuentros que han reunido a Trump con los Abe anteriormente, como su visita en febrero a Mar-a-Lago, donde ya se sentó en una cena junto a Akie Abe, y se pregunta si realmente no conocía sus dotes lingüísticas.

Incluso el Gobierno japonés ha hecho un comentario al respecto, y en una rueda de prensa celebrada hoy en Tokio el ministro portavoz del Ejecutivo nipón, Yoshihide Suga, dijo estar seguro de que Akie “dejó una impresión maravillosa en el presidente Trump” y que ambos mantuvieron una “significativa conversación” a través de intérpretes, según recogió la agencia Kyodo.

De hecho, Trump durante la entrevista califica a Aki como una “mujer fantástica” a pesar de no hablar inglés.

Lo que es cierto es que los japoneses son extremadamente tímidos a la hora de hablar lenguas extranjeras y cuando no dominan un idioma prefieren decir que no saben hablarlo para evitar pasar vergüenza.

 

AAE

comentarios
CARGANDO...