Político ruso propone que peleas de hooligans sean un nuevo deporte

Hooligans peleando durante la Eurocopa.

Hooligans peleando durante la Eurocopa. (Getty Images)

A poco más de un año para el comienzo del Mundial de fútbol en el país, el vicepresidente del Parlamento ruso, Igor Lebedev, ha propuesto hacer de las peleas entre hooligans un nuevo deporte.

“Estoy seguro de que un espectáculo como ese no atraería menos espectadores que los partidos de fútbol”, escribió el polémico político en su blog el fin de semana. “Quizá se pueda dar así una dirección pacífica a las agresiones de los fans”.

Lebedez, miembro del nacionalista Partido Liberal Demócrata (LDPR), aseguró que los aficionados “no son ultras”, sino luchadores, por eso cree que se podría hacer de las peleas un deporte reglado.

“En realidad, ¿qué son las disciplinas de combate? Peleas de uno contra uno que se convirtieron en deporte”, señaló. “Rusia se convertiría en un pionero con este nuevo tipo de deporte”.

Su formación política asumió las reflexiones del dirigente, que también forma parte de la dirección de la federación rusa de fútbol, como una postura oficial.

El fútbol ruso tiene un problema con los fans violentos que debe controlar ante la disputa en el país este verano (boreal) de la Copa Confederaciones y el año que viene del Mundial.

En la Eurocopa de fútbol en Francia, ultras rusos atacaron en Marsella a aficionados ingleses y provocaron graves disturbios en la ciudad.

Como ejemplo de sus ideas, Lebedev nombró la costumbre rusa de la pelea “pared contra pared”, en la que dos grupos intentan sacarse a empujones y golpes de un área.

Ultras de los principales clubes rusos, CSKA y Spartak, organizaron en febrero duelos de uno contra uno en artes marciales mixtas.

FJMM

comentarios
CARGANDO...