López Portillo: Somos un país acostumbrado a que las instituciones policiales no rindan cuentas

CIUDAD DE MÉXICO, México, ago. 30, 2016.- Ernesto López Portillo, director del Instituto para la Seguridad y Democracia, comentó que con la destitución del comisionado general de la Policía Federal, el Gobierno federal está reconociendo que era insostenible la presencia de Enrique Galindo.

Entrevistado para Agenda Pública con Mario Campos,  el director del Instituto para la Seguridad y Democracia dijo que el anuncio de la destitución tiene la ambigüedad suficiente para que no se sepa cuál es el motivo de la remoción y tampoco se sepan las consecuencias que acompañarán a la remoción.

Una vez más hacen el cambio de personas sin que tengamos claro si habrá rendición de cuentas de las instituciones con consecuencias para las personas mismas que las encabezan.

Al ser cuestionado sobre si el cambio de titular arregla los problemas que enfrenta la Policía Federal en casos de tortura y manipulación de evidencia, López Portillo dijo que no,

el asunto es infinitamente más complicado, (…) nos lo están presentando como un cambio administrativo cuando en realidad lo que hay atrás es una crisis institucional y de derechos humanos.

Agregó que somos un país acostumbrado a que las instituciones policiales no rindan cuentas en su sistema disciplinario.

Ernesto López Portillo concluyó que la Procuraduría General de la República (PGR) debería trazar una línea de investigación completa en la cadena de mando y que diga dónde han fallado los controles.

LSH

CARGANDO...