Liberan a nueve de los 60 policías municipales detenidos en Zihuatanejo

Policias, guerrero, zihuatanejo, cirmen organizado, delitos, pruebas

Los policías que fueron asegurados eran los encargados de vigilar Zihuatanejo, el segundo centro turístico más importante del estado y uno de los seis municipios más violentos de Guerrero junto con Acapulco, Chilpancingo, Iguala, Chilapa y Coyuca de Benítez. (Archivo)

El gobierno de Guerrero informó que nueve de los 60 policías municipales de Zihuatanejo, detenidos este martes, fueron liberados porque no se encontró ningún delito en su contra.

Los 51 policías que permanecen detenidos son acusados de delincuencia organizada y usurpación de funciones por autoridades federales y estatales.

Según el vocero del Grupo de Coordinación Guerrero, Roberto Álvarez Heredia, los 60 policías municipales fueron detenidos luego de que se comprobó que estaban bajo órdenes del crimen organizado.

“De acuerdo con las primeras investigaciones, desde hace varios días estos individuos se habían infiltrado en la Policía Municipal de Zihuatanejo y tenían bajo su control la operación de esa corporación, además de que presuntamente están vinculados con grupos delictivos que operan en la región”, informó el vocero.

De los 51 policías que permanecen detenidos, 20 fueron puestos a disposición en la Procuraduría General de la República (PGR) acusados de delincuencia organizada.

“Veinte policías municipales de Zihuatanejo encabezados por Javier “N”, alias “El Cadete”, presunto miembro de un grupo delictivo, fueron puestos a disposición de la Procuraduría General de la República para que investigue su presunta participación en los delitos de delincuencia organizada y portación de armas de fuego de uso exclusivo de las fuerzas armadas”, agregó Roberto Álvarez Heredia, vocero del Grupo de Coordinación Guerrero.

Los otros 31 detenidos fueron entregados a la Fiscalía de Justicia de Guerrero señalados de usurpación de funciones.

“31 de los detenidos, quienes portaban armas, municiones e insignias de la Policía Municipal de Zihuatanejo fueron puestos a disposición de la Fiscalía General del Estado de Guerrero para ser investigados por presunta usurpación de funciones”, precisó.

Los policías que fueron asegurados eran los encargados de vigilar Zihuatanejo, el segundo centro turístico más importante del estado y uno de los seis municipios más violentos de Guerrero junto con Acapulco, Chilpancingo, Iguala, Chilapa y Coyuca de Benítez.

Con información de Janosik García

LHE

 

 

 

comentarios
CARGANDO...