Juez brasileño incauta pensión del expresidente Lula

Pensión, juez, Lula, Brasil, expresidente, corrupción,

Luiz Inácio Lula da Silva, expresidente de Brasil, enfrenta una condena de corrupción. Reuters

Un juez ordenó este jueves la incautación de 2.8 millones de dólares en fondos de pensión del expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, en relación con su condena por corrupción.

Los fondos estaban en una de las cuentas individuales de Lula y en otra vinculada con su compañía LILS, que administra activos de las conferencias que imparte, de acuerdo con el fallo publicado por la oficina del juez federal Sergio Moro.

La semana pasada, Moro sentenció a Lula a 9 años y medio de prisión como parte de una investigación por sobornos que involucra al gigante estatal Petrobras.

Un vocero de Lula confirmó la decisión el jueves, pero no ofreció declaraciones. El ex presidente sigue libre hasta que un grupo de magistrados resuelva su apelación.

Ninguno de los fondos de pensión de Lula puede ser usado hasta que se emita un fallo final en su proceso.

El miércoles, el banco central de Brasil congeló cuatro de las cuentas bancarias de Lula que sumaban más de 600 mil reales brasileños (190 mil dólares). Moro también le prohibió al exmandatario utilizar tres apartamentos, un terreno y dos automóviles vinculados a él.

Con la incautación de los fondos de pensión, los activos de Lula congelados por Moro equivalen a casi 10 millones de reales brasileños (tres millones de dólares). Esa es la cifra solicitada por el juez en el fallo del miércoles “para la reparación de los daños” por los delitos cometidos.

La semana pasada, el juez también incautó un apartamento a la orilla del mar en la ciudad de Guaruja, en el estado de Sao Paulo, que es un elemento central del caso de corrupción y lavado de dinero contra Lula. El apartamento está valuado en aproximadamente 2.2 millones de reales brasileños (700 mil dólares), de acuerdo con los investigadores.

Lula niega haber hecho algo ilegal y dice que el juicio tiene móviles políticos. Las encuestas recientes lo colocan como el favorito para los comicios presidenciales de 2018, pero la ley electoral dice que el ex mandatario no podrá postularse si la condena por corrupción es ratificada.

El Partido de los Trabajadores, al que pertenece Lula, programó una serie de protestas en contra de su condena y contra la impopular reforma a las leyes laborales aprobada la semana pasada por el presidente Michel Temer.

FJMM

comentarios
CARGANDO...