Partido de Mugabe le da ultimátum para que dimita a la presidencia de Zimbabue

Militares niegan orquestar golpe Estado Zimbabue

Robert Mugabe, presidente de Zimbabue. (Reuters)

La gobernante Unión Nacional Africana de Zimbabue-Frente Patriótico (ZANU-PF), el partido cofundado por Robert Mugabe, dio un ultimátum al presidente para que dimita antes del lunes o le someterá a una moción de censura en el Parlamento. 

Tras destituirle como número uno de la formación, el Comité Central de la ZANU-PF, reunido en una sesión extraordinaria en Harare, le dio de plazo hasta mañana al mediodía (10 horas GMT) para presentar su renuncia, informa el diario local The Standard.

Los procedimientos parlamentarios se realizarían el martes en caso de que no hubiese una respuesta satisfactoria.

En la reunión no solo se destituyó a Mugabe (de 93 años y en el poder desde 1980) como líder del partido sino que se designó al exvicepresidente Emmerson Mnangagwa como su sucesor.

Además, se expulsó del partido a la primera dama, Grace Mugabe, y a varios de sus aliados, entre ellos el ministro de Educación Superior, Jonathan Moyo, o el de Finanzas, Ignatius Chombo.

El Comité Central es el órgano encargado de tomar las decisiones en la ZANU-PF y la sesión de hoy se había convocado a petición de los comités provinciales, que el viernes pasado rechazaron públicamente la continuidad de Mugabe, no solo al frente del partido sino del Gobierno.

Para ocho de los diez Comités Coordinadores Provinciales (PCC) de la ZANU-PF concordaron en que Mugabe ha perdido el control del partido y del gobierno debido a una “incapacidad” derivada de su avanzada edad (93 años) y lamentaron que ha permitido la formación de facciones internas.

Los militares tomaron el control de Zimbabue en la noche entre el martes y el miércoles y, en un mensaje emitido de madrugada en la tomada televisión nacional, explicaron que no se trataba de un golpe contra el presidente sino de una operación contra “criminales” de su entorno.  

Un día antes habían advertido públicamente que se tomarían “medidas correctivas” si Mugabe continuaba con la purga de los miembros más veteranos del partido.

Como motivo de fondo de esta declaración se leyó precisamente la destitución de Mnangagwa, un incondicional del partido y veterano de guerra al que se había opuesto Grace Mugabe con reiterados ataques verbales.

Con información de EFE.

RAMG

CARGANDO...