Iglesia de Denver ya había refugiado a migrantes

Arturo Hernández, migrante mexicano en Denver. (Noticieros Televisa)

Arturo Hernández, migrante mexicano en Denver. (Noticieros Televisa)

Arturo Hernández es originario de Chihuahua y tiene 18 años viviendo en Denver, Colorado; hace seis años enfrentó una acusación criminal, por lo que fue remitido a las autoridades migratorias.

“El 21 de octubre me dieron mi orden de salida para México”, le negaron su petición de cancelar la deportación, señaló.

En octubre de 2014, asesorado por una organización en pro de los derechos de los migrantes, decidió refugiarse en la primera iglesia unitaria de Denver, constituida desde entonces como santuario.

“Me propusieron usar santuario, entrar a una iglesia… de hecho Jeanette Vizguerra, la que está en santuario, ella fue una de las organizadoras “, indicó.

En ese mismo sótano, hoy se refugia Jeanete Vizguerra para evitar que las autoridades migratorias la deporten a México.

Después de nueve meses de vivir en la iglesia, en julio de 2015, las autoridades migratorias, de la administración de Barack Obama, decidieron no perseguirlo más.

Elementos de Migración le dieron una carta “diciendo que yo no era una prioridad para ser deportado por no tener un récord criminal, con esa carta estoy amparado ahorita”, subrayó Arturo.

Hoy, Arturo continúa trabajando en la industria de la construcción en los suburbios de Denver; tiene esperanza de que el caso de Jeanette, igual que el suyo, se resuelva favorablemente.

“Colorado ha salido de momentos difíciles, yo creo que ella puede salir de esto… Dios no quiera que sea deportada”, concluyó.

 

Con información de Raymundo Pérez Arellano.

 

RMT

CARGANDO...