Giros de la política exterior de Estados Unidos en el Reporte Trump

Javier Tello y su Reporte Trump en Despierta con Loret. (Twitter, @NTelevisa_com)

Javier Tello y su Reporte Trump en Despierta con Loret. (Twitter, @NTelevisa_com)

En sólo una semana, Donald Trump, presidente de Estados Unidos, ha cambiado sus posiciones respecto de los temas de la política exterior, explicó el internacionalista Javier Tello en la mesa de Despierta con Loret.

“Era gran amigo de Rusia y ahora es un país distante aliado del ‘bad hombre’ que es Assad; dijo que no se iba a meter en Siria y ahora manda un bombardeo; China era el hombre malo y ahora es el amigo que le va a ayudar a resolver el problema con Corea del Norte; la OTAN era inútil y ahora resulta que sí sirve”, detalló.

Sin embargo, no se trata de giros de 180 grados porque “Trump encarna la ambivalencia americana. Quiere intervenir, pero no. Quiere bombardear, pero no. Desde su campaña tenía dos caras: ‘no me voy a meter, pero voy a intervenir y voy a hacerlo bien’”.

Es probable que estos cambios obedezcan a que el presidente de Estados Unidos “se ha topado con una compleja realidad y ha aprendido, bien según algunos”. También puede ser “que esto habla de la caída de influencia de Bannon y la creciente influencia de su gabinete de seguridad”.

Todo ha ocurrido en poco tiempo, advierte Tello, porque la caída de Bannon ha ocurrido en siete días y es parte de la grilla interna en la Casa Blanca, “pero es algo que no podemos saber”. En cambio, “se ve que le gustó esto de bombardear”.

Además, explica el especialista, en Estados Unidos “la política exterior la hace el Ejecutivo, él quiere ejercer el poder de esa manera, apretar el botón y como jefe del Ejecutivo lo puede hacer, embona con su estilo, manda el mensaje de que el enemigo es ISIS y los va a bombardear donde estén”.

Sin embargo, advierte Javier Tello, los cambios de perspectiva de Donald Trump no alcanzarán a México, porque “nos ve como temas domésticos; la construcción del muro es protección de las fronteras; las deportaciones tienen que ver con quién tiene derecho de ser americano; los temas comerciales se relacionan con empleos y salarios”. Y todos estos son temas clave “para su base, para que funcione su discurso nativista, y necesita un culpable”.

Tello afirmó que, en contraste con China, “México no tiene nada que ofrecerle, no hay nada con qué amenazarlo”.

 

 

 

 

tfo

comentarios
CARGANDO...