Imco analiza presupuestos estatales y presenta cifras en Despierta

Juan Pardinas habla de presupuestos estatales en Despierta con Loret

Juan Pardinas habla de presupuestos estatales en Despierta con Loret. (Twitter, @NTelevisa_com)

Durante diez años, explicó Juan Pardinas, director general del Instituto Mexicano para la Competitividad, “el Imco estudió cómo se hacen los presupuestos estatales, cómo los gobernadores entregan a los Congresos su proyecto de gasto, un supuesto anterior al ejercicio del gasto”.

En la mesa de Despierta con Loret, Padinas detalló que los “gobiernos estatales tienen contabilidades de chile, de mole y de manteca, cada quién tenía la contabilidad que quiere, aunque eso ha ido mejorando”, pero “ahora nos encontramos que una cosa es lo que dicen que van a gastar en ese supuesto que entregan al Congreso y otra diferente es cómo se lo gasta; para los gobiernos estatales los presupuestos son de piña”.

Aseguró que los gobiernos más apegados en materia de presupuesto y gasto, “los mejores resultaron ser Tabasco, Campeche y Puebla”; en contraste, “los últimos resultaron ser Guerrero, Baja California Sur y Estado de México; en el caso de Baja California Sur ni siquiera tenían información”.

De acuerdo con Juan Pardinas, “si no se cumple con lo que el Congreso aprobó es porque hay desorden; se ve un caos financiero; hay estados que multiplican por varias veces lo que iban a pedir de deuda; como si una familia asume que va a meter dos mil pesos a la tarjeta de crédito, pero al final de mes acaban metiéndole 20 mil”.

Asumió que “en algunos casos no se puede prever que vas a necesitar más, como con los sismos, que no hay manera de salir de la emergencia sin solicitar más recursos; pero en otros casos no se puede entender más que con un desorden que abre la puerta a la corrupción”.

Aseguró, además, que hay algunos casos en los que los gobiernos estatales reciben recursos extra y no es claro cómo disponen de ellos. “Eso es peligroso, porque presupuestan hacia abajo, por ejemplo, prevén que van a recibir 10 millones de pesos, pero reciben 14, es decir, les queda un colchón, lo que puede ser sano, pero si el Congreso no le pone candados, se corre el riesgo de que se disponga de ellos discrecionalmente”, afirmó; “actualmente sólo en once estados tienen Congresos que les ponen candados por si el presupuesto está hacia abajo y queda un poco de recursos, para que nadie disponga a discreción”. (Con información de Despierta con Loret)

 

 

tfo

comentarios
CARGANDO...