Empresarios acusan a ‘Layín’ y a Veytia de extorsión y tortura

Empresarios acusan a Layín y a Veytia de extorsión y tortura

Hilario Ramírez Villanueva, "Layín", alcalde de San Blas, Nayarit. (Instagram: @ayuntamientosanblas)

Hilario Ramírez Villanueva, “Layín”, el alcalde de San Blas, Nayarit, quien dijo “robó poquito”, será demandado por robo, secuestro, extorsión, lesiones, amenazas de muerte y tortura contra empresarios que aseguraron no les pagó contratos millonarios.

Juan Carlos Rogel, dueño de Heli-Jet México, es uno de los denunciantes y aseguró que “Layín” “nunca cumplió en los pagos, cumplió únicamente con 500 mil pesos que nos depositó, de ahí el contrato que venía por casi nueve millones de pesos, de ahí ya no vimos ni un peso”.

En septiembre de 2015, “Layín” compró siete aeronaves a Heli-Jet, una empresa que vende e instala aviones biblioteca, e incluso organizó una caravana de Tepic a San Blas para recibir el primer avión y anunciar la compra.

Días después, Juan suspendió la instalación de los aviones porque presuntamente “Layín” dejó de pagarle.

Juan Carlos Rogel narró que el 26 de noviembre, hombres armados lo subieron a una camioneta y lo llevaron a la Fiscalía estatal, donde lo recibió “Layín” y el exfiscal, Edgar Veytia, detenido en Estados Unidos por tráfico de drogas y crimen organizado.

Me empiezan a exigir que acabáramos los proyectos, yo me enfrento a ellos y les digo que me pagaran… y que yo seguiría trabajando. En ese momento el exfiscal general de Nayarit, Edgar Veytia, me golpea, me golpea, y me dice que yo no tengo derecho a hablar… Querían dos millones de pesos para dejarme libre y que les acabara el proyecto educativo”, relató Juan Carlos.

Juan afirmó que no pagó la extorsión y que por eso lo acusaron de fraude y lo ingresaron al penal de Tepic, Nayarit, el 27 de noviembre.

A mí me envían a una celda con problemas mentales, la celda 71, porque era yo encargado del fiscal… ¡Terror! Te denigran como ser humano. Es una etapa de mi vida muy difícil… Me golpearon, me llegaron a sacar del penal”, comentó Juan.

Después de dos meses y ocho días en prisión, un juez federal ordenó la libertad absoluta de Juan Carlos, porque la Fiscalía General de Nayarit no presentó ninguna prueba del supuesto fraude.

Ese día yo creo que fue el día que más me golpearon… Me decían, esto es para que no se te olvide quién te mando aquí la cárcel y para que no te vuelvas a meter con él”, comentó.

Juan Carlos recordó que en la cárcel conoció a más empresarios recluidos injustamente por órdenes de Veytia.

La semana pasada le llamaron para que presentara su caso ante la Comisión de la Verdad, impulsada por ciudadanos, para presentar una denuncia penal.

Rodrigo González Barrios, promotor de la Comisión de la Verdad, comentó que “cuando el Gobierno de Estados Unidos detiene al fiscal, obviamente como que todo mundo sintió que se le quitaba una loza al pueblo nayarita… El objetivo fundamental es que se reestablezca el Estado de Derecho”.

Juan Carlos pretende “demandar al Gobierno de Nayarit… Contra Hilario Ramírez Villanueva, contra el exfiscal general del estado, contra el director del penal… y al Ministerio Público y al juez que se prestaron a esto”.

 

Con información de Marco Antonio Coronel.

 

RMT

comentarios
CARGANDO...