El BCE mantiene sin cambio su política monetaria

El Banco Central Europeo mantuvo sin cambio su política monetaria. (Getty Images)

El Banco Central Europeo mantuvo sin cambio su política monetaria. (Getty Images)

El Banco Central Europeo (BCE) informó que mantiene su tasa de interés rectora en el mínimo histórico del 0 %, pese al repunte de la inflación, que se debe al encarecimiento del petróleo.

El BCE también decidió dejar inalterada la tasa de interés de la facilidad marginal de crédito, a la que presta el dinero a un día, en el 0.25 por ciento. Asimismo, mantiene la tasa de interés a los depósitos de los bancos a un día en -0.40 por ciento.

La entidad monetaria europea dijo que prevé que “sus tipos de interés rectores se mantengan en los niveles actuales o en niveles inferiores durante un período prolongado y bien pasado el horizonte de las compras netas de activos”.

El BCE confirmó que va a comprar deuda pública y privada de la zona del euro por valor de 80,000 millones de euros mensuales hasta finales de marzo y que en abril reducirá esta cantidad hasta 60,000 millones de euros durante nueve meses o más en caso necesario.

Desde abril de 2016 y hasta marzo ha comprado deuda por 80,000 millones de euros mensuales y anteriormente durante un año por valor de 60,000 millones de euros mensuales.

La entidad monetaria europea reitera el compromiso de comprar más deuda durante más tiempo en caso de que la situación económica empeore o si las condiciones financieras se vuelven más difíciles.

Los expertos de UniCredit prevén que el presidente de la entidad, Mario Draghi, se manifestará menos agresivo al defender la política monetaria expansiva y las medidas no convencionales después de que la inflación haya subido en la zona del euro hasta el 2% y la reciente mejora en otros datos económicos.

Los analistas prevén que el BCE revisará al alza sus pronósticos de crecimiento e inflación.

En diciembre, el BCE pronosticó un crecimiento del 1.7% en 2017 con una inflación del 1.3 por ciento. Para 2018 y 2019 previó un crecimiento del 1.6% con una inflación del 1.5% y el 1.7%, respectivamente

Se espera la conferencia de prensa del presidente del BCE, Mario Draghi, para dar detalles de las deliberaciones del consejo de gobierno.

El presidente del BCE “reconocerá que los riesgos a la baja para las perspectivas económicas han disminuido en las últimas semanas, pero destacará que el balance general de los riesgos está a la baja parcialmente por las próximas elecciones” en algunos países europeos, según los analistas de Nomura.

También dirá, añaden, que la inflación subyacente, que descuenta los elementos más volátiles como la energía y los alimentos, está muy baja.

Nomura considera que hasta septiembre el BCE no anunciará la salida de la actual política monetaria muy expansiva y que no subirá los tipos de interés hasta que haya concluido las compras de deuda.

El ministro de Finanzas de Alemania Wolfgang Schaeuble se dijo en favor de un “oportuno comienzo de la salida” de la política monetaria flexible del BCE, haciéndose eco de la asociación bancaria alemana y el instituto económico Ifo.

Eso deja a Draghi caminando en la cuerda floja, ya que la mejora en el frente económico está en riesgo por cuestiones como las elecciones de Holanda y Francia y dudas sobre el manejo de la política económica estadounidense en el gobierno del presidente Donald Trump.

 

(Con información de Efe y Reuters)

tfo

CARGANDO...