El atacante de una escuela en Monterrey no fue influenciado por nadie: Aldo Fasci

Un investigador trabaja en una escuela de Monterrey donde se registró un tiroteo (AP)

 

El vocero de seguridad de Nuevo León descartó que el ataque en el Colegio Americano del Noreste haya sido resultado de la influencia de algún grupo; fue por un cuadro depresivo.

No existe evidencia alguna de que el adolescente que disparó contra sus compañeros en el Colegio Americano del Noreste, en Monterrey, haya obedecido órdenes de nadie.

“Fue resultado de un estado depresivo o de un estallido, nada más”, aseguró el vocero de seguridad de Nuevo León, Aldo Fasci, en entrevista para Despierta con Loret.

De acuerdo con la Policía Cibernética, el atacante no tenía relación con el grupo llamado Legión Holk y nadie le dijo qué debía hacer, “lo que refuerza la línea de que hubo un cuadro depresivo”.

“Expertos nos han señalado que no hay un cuadro definitivo que nos ayude a entender, ha habido temas depresivos, una ruptura. En este caso en particular podemos decir que no fue obligado por una persona con nivel superior, no hubo órdenes, no hubo chats, no hay grupo criminal detrás que le haya proporcionado el arma y lo haya impulsado.”

El funcionario afirmó que el adolescente era aficionado a la caza y el arma que llevó a la escuela “era del papá; estaba registrada, era legal”. Confirmó que un día antes del incidente, el muchacho comentó con algunos compañeros que llevaría la pistola, pero no les dijo qué haría con ella.

El vocero de Seguridad descartó que el atacante tuviera padecimientos psiquiátricos o estuviera medicado.

“Por las declaraciones, sabemos que no estaba medicado, pero aguardamos un resultado de muestra de cabello, para ver el tema del medicamento, porque no tenemos registro y la respuesta es que estaba bajo tratamiento.”

También rechazó que hubiera acoso escolar en este caso, “no era víctima de bullying”.

Fasci pidió entender que los papás están atravesando un momento difícil y tratan de entender qué pasó, “no nos lleva más que al morbo, porque no va a cambiar las cosas”.

En cuanto a las víctimas, dijo que “siguen muy graves, hay que esperar entre tres y cinco días más para saber cómo evolucionan”.

TFO

CARGANDO...